Más desgasta la Oposición

Se lo dijo años atrás el casi eterno Gulio Andreotti a Alfonso Guerra: ‘Es verdad que el Gobierno desgasta al que lo ejerce pero mucho más desgasta la Oposición’. Y no le faltaba razón al astuto político italiano y esa lección es aplicable a quienes ahora en España y desde la Oposición están festejando que el Gobierno de Pedro Sánchez no ha conseguido aprobar el techo de gasto de los Presupuestos de 2019, lo que en el peor de los casos obligaría a Sánchez a prorrogar las cuentas de 2018.

O sea, que la situación del Gobierno es mala y en franca minoría pero tiene un año y medio por delante y puede permanecer en el puente de mando del poder, aunque sin tomar grandes decisiones, ajustando el gasto de éste año y del que viene para cumplir los objetivos de déficit de la UE.

Y ello le impedirá tomar decisiones y aumentar el gasto social para mejorar sus expectativas electorales pero, se ponga como se ponga la Oposición, Sánchez sigue en el poder de la Moncloa, y eso en un país como España es mucho poder.

Y además ya tiene Sánchez puesta la mano en RTVE y en el resto de los grandes grupos editoriales (El País lo corrió a palos unos meses atrás), y el resto de los audiovisuales lo tratarán con mucho cuidado no vaya a ser que TVE empiece a aumentar publicidad comercial.

Y mientras tanto el PSOE ha ocupado 1.300 cargos públicos y la dirección de las más importantes empresas del Estado, y muchas embajadas y desde el Gobierno se controla el BOE y se pueden redactar decretos, etcétera.

Y ¿cómo está la Oposición? Pues el PP curando las heridas del Congreso y tratando de meter en cintura a la malvada Soraya. En Ciudadanos siguen en el desconcierto que les produjo la marcha de Rajoy, el ascenso de Sánchez a la Moncloa y la llegada de Casado. Y en Podemos están que trinan con la subida del PSOE en las encuestas a costa de sus propias expectativas y a sabiendas que ellos fueron con sus 72 escaños los principales costaleros de Sánchez.

Y si Soraya le pide a Casado el 43 % del poder del PP, ¿cuánto puede pedir Iglesias a Sánchez? Pues como poco el 40 % del Gobierno? Y ¿cuántos ministerios le ha dado Sánchez a Podemos? Pues ninguno. Y por eso ahora los podemitas rompen el pacto de la censura y el techo de gasto porque da la impresión que a partir de ahora Iglesias pondrá precio a cualquier decisión del Gobierno de Sánchez y las analizará una a una al estilo de lo que suelen hacer los nacionalistas.

De manera que aunque al Presidente Sánchez le hubiera gustado aprobar el techo de gasto de 2019, su situación no es para echarse a llorar. Máxime cuando hace tan solo dos meses nunca imaginó que este mes de agosto podría estar, como presidente del Gobierno de España, viendo en Doñana y de vacaciones un maravilloso atardecer.