Ultimátum de Puigdemont: yo o el diluvio

Se acabaron las especulaciones, Puigdemont ha respondido a la suspensión  del pleno de su investidura telemática en el Parlament de Cataluña como Presidente de la Generalitat, que estaba prevista en el día de ayer, diciendo que no puede haber más candidato que él mismo y que cualquier otra forma o iniciativa rompería la unidad de los soberanistas.

De esa manera Puigdemont dice ‘yo o el diluvio’ y en vez de sacrificarse le exige al Presidente a Torrent y a la Mesa del Parlament que se subleven en contra del Tribunal Constitucional y que se preparen a ser imputados e ir a la cárcel, a acompañar a Junqueras, Forn y los Jordis, mientras él continúa sus cómodas vacaciones en Bruselas.

Y para que no haya equívocos Puigdemont ha movilizado a las huestes de la ANC para cercar y coaccionar con violencia física al Parlament (lo que aumenta el delito continuado de rebelión) y sus diputados para presentar a Torrent como un ‘traidor’ si no pone en marcha su investidura, tal y como ocurrió en la noche de ayer en torno a la Ciudadela del Parlament.

Además Puigdemont dice sin decir verdad que así acabará con el artículo 155, lo que es absolutamente falso porque así lo que ocurrirá será todo lo contrario, que el 155 seguirá en vigor.

Sin embargo el ultimátum de Puigdemont revela también su desesperación y locura pidiendo a sus compañeros que destruyan Cataluña, que no haya Govern y que se dispongan a ingresar en prisión mientras él se da la gran vida en Bélgica y compañía de sus amigos fascistas de Flandes.

Y ahora vamos a ver qué hace Torrent y qué dice ERC. Y lo menos que deben responder a Puigdemont es que venga a Cataluña a dar la cara y a correr el mismo riesgo de entrar en prisión que los demás. Sabiendo, como todos saben, que con la investidura de Puigdemont no van a recuperar el Govern.

El presidente del Parlament Roger Torrent había puesto la marcha atrás o, si se quiere, la palanca de cambio en el punto muerto pero en todo caso había suspendido el pleno de investidura de Puigdemont que el propio Torrent había convocado para este martes día 30 a las 15.00 horas. Pero ahora Torrent se encuentra entre Puigdemont y la pared, o la cárcel, y a la espera estamos de lo que sobre todo ello y en las próximas horas digan el PDeCAT y ERC. Desde luego Joan Tardá lo tiene muy fácil si le responde a Puigdemont que ‘si quiere que Torrent vaya a la cárcel lo primero que tiene que hacer es volver él a Cataluña y entrar él primero en prisión donde ya están Junqueras, los Jordis y Forn.