Toda España con Barcelona

Atentado del terrorismo islámico en La Ramblas de Barcelona donde una furgoneta ha arrollado a decenas de personas causando 13 muertos y más de 100 heridos, todos ellos personas inocentes y víctimas de un comando criminal y despiadado que sigue la estela de otros ataques similares con atropellos masivos como los ocurridos en Niza, Berlín y Londres.

Toda España está conmocionada por tan graves acontecimientos y ofrece su cariño y solidaridad a la ciudad de Barcelona, a sus habitantes y sobre todo a los familiares y amigos de las víctimas del terror, con la esperanza de la pronta recuperación de los heridos.

Y el deseo de la captura de todos los criminales de atentado, uno de los cuales, Driss Oukabir magrebí oriundo de Marsella, ha sido detenido mientras otro de sus colaboradores habría sido abatido por la policía catalana.

Puede que este no sea tiempo de reproches pero nos ha llamado mucho la atención que la Generalitat haya tardado más de tres horas para confirmar las 13 víctimas mortales del atentado y los más de 100 heridos porque los portavoces del presidente Puigdemont pasaron casi tres horas y media con la versión de un solo fallecido y 32 heridos, mientras todos los medios de comunicación audiovisuales y de internet nacionales anunciaban 13 muertes y más de 50 heridos. ¿Por qué se ocultó durante tanto tiempo la verdad la Generalitat?

Asimismo convendría saber cómo una furgoneta logró internarse a toda velocidad por el centro de las Ramblas, sin que existieran obstáculos que impidieran la entrada de vehículos en ese emblemático paseo comercial, cuando las principales ciudades de Europa ya han tomado medidas muy duras y eficaces para impedir estos atentados tras lo ocurrido en Niza, Berlín y Londres. La alcaldesa de Barcelona Ada Colau deberá explicar lo ocurrido y cuáles eran las medidas de seguridad que protegían las Ramblas.

Este atentado llevado a cabo en vísperas del desafío secesionista catalán al Estado nos recuerda el atentado islámico del 11-M en Madrid en vísperas de las elecciones generales de 2004 lo que indica la atención de los terroristas de buscar el mayor impacto mediático y social español e internacional.

Ahora bien, el presidente Puigdemont declaró ayer que ‘la Democracia va a derrotar a los terroristas’. Pero dice esto quien desprecia la democracia y la legalidad con el anuncio del referéndum ilegal del 1-O que viola el Estatut, la legalidad y la Constitución Española, lo que le debería obligar a reflexionar y a rectificar, porque la Democracia y el Estado de Derecho son los pilares en los que se han de basar todas instituciones del Estado, como ocurre en la Europa democrática de nuestro entorno, para combatir la delincuencia y de especial manera el terror.