Construcción

Los sobrecostes de materiales dejan sin construir casi 2.000 obras públicas por valor de 882 millones

La Confederación Nacional de la Construcción teme esta problemática ponga en riesgo el cumplimiento de los objetivos para la llegada de los fondos europeos

Un grupo de operarios trabaja en las obras del AVE en Níjar, Almería, en agosto de 2021

EFEUn grupo de operarios trabaja en las obras del AVE en Níjar, Almería, en agosto de 2021

Casi dos mil licitaciones de obras (1.939), que suponen cerca de 900 millones de euros (882,5 millones), han quedado desiertas entre octubre de 2021 y septiembre de este año como consecuencia de los sobrecostes de los materiales que soporta el sector, según ha avanzado patronal de la construcción CNC.

De hecho, el 75 % de estas licitaciones desiertas -1.455- se han registrado en los nueve primeros meses de 2022, englobando casi 653 millones de euros, en su mayoría con fondos europeos.

Con todo ello, cerca del 10 % de las obras contratadas se han visto lastradas por unos sobrecostes que están perjudicando a todo tipo de construcciones y que afectan a todas las administraciones públicas, especialmente locales y autonómicas.

Y es que, según ha puesto de manifiesto el presidente de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), Pedro Fernández Alén, el sobrecoste de las obras supera el 33 % de media, una situación que no espera que se resuelva a corto plazo a la vista de la evolución actual de los precios de los materiales.

Aunque esta cifra de licitaciones desiertas ya resulta insólita, lo habitual es que haya una gran concurrencia en las mismas y una gran competencia de precios, la CNC estima que las obras desiertas serán aún más de las que tienen detectadas, una cifra que seguirá aumentando si no se pone freno a este "desajuste extraordinario" de los precios.

Además, también hay que tener en cuenta que esta situación está paralizando algunas obras. 

En riesgo los fondos europeos

El presidente de la CNC ha mostrado su preocupación y ha alertado del riesgo de que esta problemática ponga en riesgo el cumplimiento de los objetivos para la llegada de los fondos europeos.

No obstante, ha reconocido que el Gobierno se ha dado cuenta de que el sector de la construcción tiene que ir ejecutando los contratos para cumplir los compromisos y tener todo ejecutado en junio de 2026 y en el caso de los contratos de Adif ya se han ido percibiendo mejoras.

Fernández Alén también ha señalado que a la vista de la situación actual no sabe si se podrán cumplir los presupuestos generales del Estado ya que la gran mayoría de las actuaciones con fondos europeos tienen que ver con la construcción.

Ineficacia del actual sistema

Para poder cumplir con los objetivos, la CNC demanda un sistema de reequilibrio justo que tenga en cuenta los sobrecostes actuales y futuros a la vista del actual contexto de incertidumbre, marcado por la invasión de Ucrania, la alta inflación o a la amenaza de recesión económica.

En este sentido, ha asegurado que los tres reales decretos actuales de revisión de precios pese a ser necesarios son insuficientes y el 95 % de las obras no están teniendo una revisión de precios, un escollo que está perjudicando más a las pequeñas y medianas empresas del sector.

Los reales decretos están funcionando para obras de gran envergadura y de larga duración pero no para el resto, ha insistido.

El presidente de la CNC ha explicado también que a la vista del problema actual algunas comunidades como Galicia, Extremadura o Andalucía intentaron ampliar el sistema de revisión de precios.

Sin embargo, se han encontrado con la amenaza de la Administración de llevarles ante el Tribunal Constitucional para suspender sus disposiciones, lo que las ha desalentado de su decisión.

Por ello, reclaman que no se aplique la ley de desindexación en los contratos y que siguiera el sistema de revisión de precios que ha venido funcionando. Aunque reconocen que la interlocución con el Ministerio de Transportes es fluida detectan más dificultades con los de Economía y Hacienda.

Sangría para las empresas

A la vista de estos datos, el presidente de la patronal ha alertado de la "sangría extraordinaria" que esto está provocando en muchas empresas. De hecho, ha asegurado que algunas promotoras de vivienda se han visto obligadas a devolver las entradas de los compradores por no poder hacer frente a los sobrecostes del proyecto.

Como ejemplo de este desajuste ha señalado que tras quedarse desierta la licitación por 37 millones del Hospital Universitario de Cabueñes en Asturias, tras salir de nuevo ha sido adjudicado por 65 millones más IVA.

Entre las licitaciones más significativas que han quedado desiertas ha nombrado la rehabilitación del antiguo hospital El Carmen en Castilla-La Mancha por 28 millones, el contrato de recogida de residuos de Olot (en Cataluña) por 26 millones, la ampliación del metro de Mallorca por 20 millones o la plataforma intermodal ferroviaria de Salamanca por 13 millones.

Plan de choque para el empleo

Además del problema del sobrecoste, el sector se enfrenta a la escasez de mano de obra y para ello mantiene conversaciones con el Mitma, los Ministerios de Seguridad Social, Trabajo y Educación a fin de sacar un "plan de choque" para la construcción en el próximo año que fomente la entrada de jóvenes, desempleados, mujeres e inmigrantes.

"Ahora no es un problema pero puede llegar a serlo", ha reconocido la CNC, que cree que a través de la Fundación Laboral de la Construcción se podrán formar unos 200.000 trabajadores al año.