TikTok no se lanzará al ecommerce en Occidente

TikTok grabando video

Los planes de TikTok han cambiado. El servicio social de origen chino ha anunciado sus planes de abandonar la intención de expandirse en Occidente a través del mercado del eCommerce. El motivo ha sido simple: el proceso de beta que se llevó a cabo en Reino Unido se materializó en un lanzamiento desastroso que no llegó a alcanzar los resultados que se esperaban.

Principalmente se han encontrado dos motivos por los que el proyecto no ha alcanzado la viabilidad. El primero ha sido un cúmulo de errores, fallos y defectos en el servicio de eCommerce que han demostrado a TikTok que no está preparada para afrontar este tipo de implementación. El segundo es que los propios usuarios, visitantes e influencers, los tiktokers, no se han mostrado entusiasmados por la idea. Y si no existe interés por parte del público, es obvio que el plan podría haber terminado como una gran pérdida de tiempo que no le interesa absolutamente nada al servicio.

Que todo esto haya ocurrido en Reino Unido es especialmente significativo. El motivo de ello se encuentra en que, después de China, el mercado británico es el segundo más importante del planeta. Así que, si el plan no funcionaba en Reino Unido, había pocas posibilidades de que tampoco funcionara en el resto del mundo. El servicio se presentó con el nombre de TikTok Shop y permitía que los influencers anunciaran productos y que incluyeran un botón de carro de compra para ir directamente a una tienda online. Lo que hacía TikTok era facilitar a los influencers la posibilidad de obtener comisiones por las ventas.

Lo curioso, o no, es que este servicio de venta sí tuvo gran éxito en China, donde la aplicación hermana de TikTok, conocida como Douyin, está alcanzando un gran nivel de fama. Se han vendido miles y miles de productos, aunque posiblemente TikTok tenía la sospecha de que quizá el rendimiento de la idea no salía de la misma manera en Occidente. Es una muy mala noticia para la empresa a la vista de que ya tenía entre manos el lanzamiento del servicio en otros lugares, como España, Italia o Alemania. Además, también quería lanzar esta funcionalidad en Estados Unidos.

Lo que cuentan algunos de los miembros de TikTok es que el mercado todavía no está preparado para este tipo de servicio. Por sus declaraciones, no parece que se descarte volver a introducir este servicio en el futuro. Eso tendría lógica a la vista de que, como decíamos, en China sí es una función que funciona bien. En Reino Unido, muchos de los influencers que habían usado el servicio, se encontraron con que generaban muy pocas ventas, lo que se materializaba en unas comisiones tan bajas que posiblemente no justificaran a los tiktokers el involucrarse en este tipo de iniciativa.

Lo peor de todo es que la beta del servicio de eCommerce se encontró con serios problemas no solo en la práctica, sino también en la gestión interna por parte de TikTok. Hay que decir que TikTok Shop se lanzó en tierras británicas en 2021, por lo que se ha dado tiempo de prueba suficiente para poder llegar a conclusiones claras acerca del servicio. Este mismo verano comenzaron a escucharse rumores que dejaban claro que algo malo estaba pasando en las oficinas de TikTok.

Recientemente se produjo un abandono masivo de empleados de TikTok que, justamente, pertenecían al departamento de eCommerce. ¿Por qué? ¿Qué había pasado para que se activase una huida masiva de trabajadores? La verdad salió a la luz y lo que se dijo que estaba ocurriendo es que la directiva china de TikTok, la procedente de la central, estaba presionando de una manera exagerada a la división británica para que sacaran adelante el proyecto costase lo que costase. Se dijo que era un enfoque de dirección de la empresa muy agresivo y toda la responsabilidad cayó sobre el ejecutivo principal que se encontraba al frente: Joshua Ma. Este, entre otras cosas, atacó al derecho de la baja por maternidad. Por supuesto, TikTok le sustituyó y colocó a otro profesional en su puesto.

Pero gran parte del daño ya estaba hecho y no ayudaba a que la situación mejorase. Al final, todo acabó sumando para que el servicio terminara siendo cancelado y que TikTok, al menos por ahora, haya desestimado la idea de llegar a tener un pedacito del mercado del eCommerce. De todas maneras, tal y como han dicho representantes de la empresa, su objetivo es siempre estar pendientes de las tendencias y de implementar cambios que puedan ayudar a los usuarios.

Por ello, si en el futuro se ve más viabilidad en este tipo de servicio de comercio electrónico, lo más probable es que TikTok no dude en implementarlo. Aunque con el fracaso actual, para que eso ocurra, posiblemente tengan que llegar a pasar, al menos, varios años.