Coca-Cola sigue probando sabores imposibles

Coca-Cola sigue probando sabores imposibles

Uno de los motivos por los que la marca Coca-Cola lleva tantas décadas en el mercado es porque no detiene su proceso de innovación por mucho que su sabor básico esté consagrado como una de las bebidas más conocidas de la historia. Lo hace, sobre todo, con bebidas de edición limitada que llegan y se marchan con rapidez y que los fans tienen que probar de inmediato para poder disfrutar de ellas, al menos, una vez.

En este año 2022 nos hemos encontrado con nuevos sabores que son una demostración de que Coca-Cola sigue captando el interés del público con la exploración de ideas imposibles. Uno de estos sabores, por ejemplo, es el que ha creado en colaboración con Marshmello, un artista musical nominado al GRAMMY que tiene una gran popularidad en todo el mundo.

Esta lata de Coca-Cola edición Marshmello se ha comercializado con un llamativo color blanco con letras negras o blancas dependiendo de si se trataba de la versión Zero sin azúcar o de la normal. Lo más particular del sabor es que se trataba de una combinación de fresa y sandía, todo ello mezclado con el auténtico sabor de la Coca-Cola tradicional.

Y, aunque a primera vista puede tratarse de una mezcla excesiva, porque poner dos frutas en la Coca-Cola no suele ser lo más habitual, a la hora de beberla sorprende que el sabor sea realmente interesante. Para la marca, explorar este tipo de alternativas no solo ayuda a reforzar la posición de la bebida entre el público joven, sino que además ofrece un impulso notable a las ventas. Las latas de Coca-Cola edición Marshmello se han vendido rápidamente y han llegado a todo el mundo, aunque su éxito ha sido variable dependiendo de la zona del planeta de la que hablemos.

Por supuesto, la comercialización de sabores como este ha estado acompañada de promociones, de códigos QR y de otras iniciativas que han proporcionado a los fans una forma de interactuar con Coca-Cola. Los efectos han sido positivos tal y como demuestra el rastro que ha dejado la colaboración entre el artista y la marca a través de las redes sociales. Los únicos que sufrirán serán quienes encuentren en este nuevo sabor su bebida favorita, puesto que tendrá que pasar mucho tiempo hasta que se vuelva a comercializar. Y, en realidad, quizá no se vuelva a vender nunca.

Otra de las novedades de este año 2022 ha sido la Coca-Cola Dreamworld. En este caso, el mensaje que envía la marca es distinto. Lo que quieren es que los fans de la marca puedan sentir como si se introdujeran en el mundo de los sueños mientras están disfrutando de la bebida. Eso sí, de momento, la empresa ha decidido comenzar con la distribución de este sabor de una forma más regional, empezando en Estados Unidos y Canadá, posiblemente como terreno de prueba para ver cuáles son las impresiones que genera entre los clientes.

La propuesta del mundo de los sueños es cuanto menos llamativa. Dicen desde Coca-Cola que han creado un sabor que conecta con las inquietudes y necesidades que tienen los jóvenes de la Generación Z. En especial, han buscado la forma de explorar la pasión que tienen estos consumidores de explorar los límites insospechados de la mente y su busca del significado de los sueños, así como del sabor de los mismos.

También mencionan que han buscado una manera de crear debate y de dividir, en cierta manera, a los consumidores. Porque saben que la Coca-Cola Dreamworld hará que exista debate y discusiones acerca de su sabor y de los distintos matices que proporciona. También son conscientes de que no le gustará a todo el mundo. Pero, lo que podría parecer un plan arriesgado, en realidad tiene mucha razón de ser. Al fin y al cabo, se trata de un sabor de edición limitada que no estará disponible mucho tiempo y cuyas impresiones no afectarán a la imagen de la marca de una manera negativa.

Coca-Cola profundiza más en este sabor y menciona que juega con lo inesperado y que tiene la capacidad de transportar a los consumidores al mundo de los sueños. Quizá por ello no se hayan desvelado públicamente, al menos no de forma oficial, cuáles son los ingredientes que incorpora en su preparación y qué tipo de sabor ofrece cuando se prueba.

Como los demás sabores innovadores de Coca-Cola, entre ellos el de Marshmello mencionado con anterioridad, esta versión Dreamworld de la bebida también dispone de su propio código QR para acceder a Coca-Cola Creations. Este hub proporciona a los clientes la posibilidad de dar rienda suelta a su creatividad y probar distintas experiencias de realidad aumentada.

Con esta iniciativa y sabores nuevos, Coca-Cola está demostrando su capacidad para amoldarse al marketing que necesita el mercado en los tiempos actuales en los que nos encontramos.