El precio de los carburantes cae más de un 2% y siguen en mínimos desde mayo

Ambos carburantes se sitúan por debajo de los precios registrados a finales de marzo, cuando superaron los 1,8 euros, lo que llevó al Gobierno a establecer la bonificación de 20 céntimos el litro para todos los consumidores

Los carburantes siguen su descenso

EFELos carburantes siguen su descenso

La gasolina y el gasóleo han caído más de un 2 % en la última semana, hasta registrar precios medios de 1,66 y 1,654 euros el litro, respectivamente, una vez aplicado el descuento obligatorio de 20 céntimos fijado por el Gobierno, con lo que se mantienen en sus niveles más bajos desde el pasado mayo y mantiene la senda del descenso.

Según los datos difundidos este jueves por el Boletín Petrolero de la Unión Europea, que recoge el precio medio registrado en más de 11.400 estaciones de servicio entre el 2 y el 8 de agosto, el precio de ambos carburantes vuelve a caer por debajo de la barrera de los 2 euros el litro incluso sin la bonificación pública.

Con estos valores, el coste de la gasolina ha descendido cerca de un 2,5 % en los últimos siete días, mientras que el gasóleo es un 2,3 % más barato.

No obstante, siguen rondando máximos históricos para un mes de agosto, sólo por detrás de los valores de la semana anterior, cuando el litro de gasolina -con descuento añadido- se pagó de media a 1,702 euros, y el de gasóleo, a 1,693 euros.

Aún así, la gasolina ha marcado en estos últimos siete días su precio más bajo desde mediados de mayo, cuando costó 1,697 euros el litro, mientras que el gasóleo no estaba tan barato desde los 1,652 euros que marcó la última semana del mismo mes.

Los registros conocidos esta mañana se encuentran, además, lejos de los respectivos récords alcanzados el pasado junio, cuando la gasolina se situó en 1,941 euros el litro, y el gasóleo en 1,9 euros, aún tras el descuento al combustible.

Es más, de acuerdo con los últimos datos, la gasolina ha sumado su séptima semana consecutiva a la baja, y el gasóleo, la sexta, a pesar de la operación salida.

Llenar un depósito de 55 litros cuesta unos 91 euros

Ambos carburantes también se sitúan por debajo de los precios registrados a finales de marzo, cuando superaron los 1,8 euros, lo que llevó al Gobierno a establecer la bonificación de 20 céntimos el litro para todos los consumidores, que estará vigente durante todo el año.

Sin embargo, la escalada experimentada por estos combustibles desde comienzos de año -agravada después por la invasión rusa de Ucrania y la crisis energética- ha provocado que el precio de la gasolina haya aumentado más de un 12 % desde la primera semana de enero, frente al casi 23 % que se ha encarecido el gasóleo.

Con los precios actuales, llenar un depósito medio de 55 litros tanto con gasolina como con gasóleo cuesta en torno a los 91 euros, lo que supone pagar unos 10 euros más que a principios de 2022 si se utiliza el primer carburante, y 17 euros más si se elige el segundo.

El descuento deja los precios por debajo de la media europea

A tenor del Boletín Petrolero, los precios en España, con descuento incluido, se han encontrado en la última semana por debajo de los 1,848 euros que ha costado en la eurozona, de media, el litro de gasolina, y los 1,864 euros del gasóleo.

También han estado por detrás de la media de los 27 países de la Unión Europea, donde la gasolina se ha pagado a 1,799 euros el litro, y el gasóleo, a 1,83 euros.