MUNDIAL DE QATAR

Una pésima España cae contra Japón (2-1) pero se clasifica gracias a Alemania

La Roja, que llegó a estar eliminada, se enfrentará el martes a Marruecos (16 horas) en octavos de final

Una pésima España cae contra Japón (2-1) pero se clasifica gracias a Alemania

EFEPolémica jugada del segundo gol de Japón, en la que pareció que el balón traspasaba la línea de fondo

Se rozó la tragedia. España estuvo muy cerca de protagonizar anoche una de las mayores debacles de su historia al estar a punto de quedarse fuera del Mundial de Qatar. Perdió contra Japón tras una segunda parte lamentable y llegó a estar apeada virtualmente porque Costa Rica estuvo por delante ante Alemania (2-1). Pero el triunfo alemán (2-4) salva al equipo español, que tendrá ahora un camino a priori mucho más favorable en los cruces del que habría tenido en caso de victoria. La Roja se enfrentará el martes a Marruecos en octavos (16 horas) y en cuartos se cruzaría con el primero del grupo de Portugal o el segundo del grupo de Brasil.

En teoría, era una jornada para disfrutar del Mundial. La única cábala que eliminaba ayer a España era una poco previsible derrota contra Japón y que Alemania venciera por siete goles a Costa Rica o que los ticos dieran la campanada contra los alemanes.

Por otro lado, una derrota ante los nipones y un triunfo corto de Alemania dejaba a España un camino mucho más asequible hacia la final.

Porque si España era primera de grupo, le tocaba medirse en octavos a Croacia, en unos posibles cuartos previsiblemente a Brasil y en semifinales a Argentina o Países Bajos. Y si era segunda, el cuadro le emparejaba a Marruecos en octavos, posiblemente a Portugal en unos hipotéticos cuartos, y a Francia o Inglaterra si avanzara a semifinales.

En rueda de prensa, Luis Enrique había rechazado tajantemente la posibilidad de pensar en un empate si llegaba a beneficiar a ambos o incluso de ‘elegir’ rival. “No vamos a especular”, aseguró.

El caso es que ayer España cumplió con el guion en la primera parte. Dominó a una timorata selección nipona que defendía con once hombres en su campo y llegó al descanso con ventaja gracias a un gol de cabeza de Morata a centro de Azpilicueta desde la derecha.

La remontada nipona

Parecía cosa de coser y cantar. Pero España saltó dormida al césped tras su paso por el vestuario y encajó dos goles en un abrir y cerrar de ojos.

El primero, tras un doble fallo de Unai Simon, quien motu proprio o por indicaciones de Luis Enrique parece empeñado en jugar siempre el balón en el área pequeña como si fuera un centrocampista creativo. Esta vez, después de que una vez más cometiera varios errores en la salida del balón, falló en una entrega y luego no acertó a despejar el lanzamiento de Doan desde la frontal del área, más bien centrado.

El segundo, con polémica. Porque a simple vista e incluso tras ver varias repeticiones parece que el balón había traspasado la línea de fondo antes de un pase de la muerte que terminó con un gol de Tanaka. Pero la tecnología indicó que no había traspasado del todo la línea y que no había infracción.

Y del estupor se llegó al dramatismo. Porque Costa Rica remontaba ante Alemania y dejaba en esos momentos a España fuera del Mundial. Luis Enrique hacía cambios pero la Roja no mejoraba. Sólo Dani Olmo parecía intentarlo. Pero la Selección mostraba la peor versión del tiqui-taca. Tocaba y tocaba coleccionando pases sin profundidad y no inquietaba a Gonda.

Las buenas noticias llegaban con los goles de Alemania, que le hizo un favor a España, favor no devuelto porque la derrota española hace que los de Flick ya estén cogiendo el avión de vuelta hacia su país.

Seguramente en tierras alemanas ahora se levanten suspicacias. Porque España apenas creó ocasiones en unos últimos minutos en los que se mostró muy lenta en la circulación del balón y ahora, se ve beneficiada por lo acontecido. Muchos dedos acusadores apuntarán a que la Selección, que renunció a alternativas como disparar desde lejos o acumular hombres arriba y colgar centros, no quiso ganar.

Una Selección en la que Luis Enrique no hace autocrítica (“han sido sólo cinco o diez minutos malos en los que nos han arrasado” y “han rematado tres veces y nos han marcado dos goles”) y que haría bien en corregir sus errores pese a que el camino no puede ser más favorable para llegar lejos en Qatar.

JAPÓN 2 - 1 ESPAÑA (0-1, al descanso)

JAPÓN: Gonda; Taniguchi, Itakura, Yoshida, Nagatomo (Mitoma, min. 46); Morita, Tanaka (Endo, min. 87), Kamada (Tomiyasu, min. 68); Kubo (Doan, min. 46), Ito; y Maeda (Asano, min. 62).

ESPAÑA: Unai Simón; Azpilicueta (Carvajal, min. 46), Rodri, Pau Torres, Balde (Jordi Alba, min. 68); Gavi (Ansu Fati, min. 68), Busquets, Pedri; Williams (Ferrán Torres, min. 57), Morata (Marco Asensio, min. 57) y Dani Olmo.

GOLES: 0-1, min. 11: Morata. 1-1, min. 48: Doan. 2-1, min. 53: Tanaka.

ÁRBITRO: Victor Gomes (SUD). Amonestó a Itakura (min. 39), Taniguchi (min. 44), Yoshida (min. 45), por Japón.

ESTADIO: Khalifa Internacional. 44.851 espectadores.

Sobre el autor de esta publicación

Víctor L. Abajo

Víctor L. Abajo (Madrid, 1977), aprendió la profesión en RNE, As y Radio Voz antes de licenciarse en Periodismo y Comunicación Audiovisual por la Universidad San Pablo CEU. Desde el año 2000 está vinculado al periodismo digital, primero en Estrella Digital y posteriormente en Republica.com, lo que ha compaginado como freelance en prensa impresa, gestor de proyectos web, responsable de prensa de asociaciones de comerciantes y como redactor deportivo y tipster en Skoresmedia.