MUNDIAL DE QATAR

Irán-EEUU: Mucho más que un partido, con Mateu Lahoz como 'juez de paz'

Las connotaciones políticas rodean un partido en el que el que gane se clasificará para octavos de final (martes, 20 horas)

Irán-EEUU: Mucho más que un partido, con Mateu Lahoz como 'juez de paz'

EFEAficionados iraníes en las gradas en Qatar

Irán y Estados Unidos se ven las caras este martes en el Estadio Al Thumama (20.00 horas/Gol Mundial y Movistar+) en un partido que trasciende lo deportivo por mucho que ambas selecciones tengan un suculento premio si logran la victoria, el billete para octavos del Mundial de Qatar. Pero las connotaciones políticas que tiene el encuentro, en un momento de tensión entre ambos países, añade al choque un punto más de interés y de tensión. Para gestionarlo, la FIFA ha elegido a uno de los árbitros más dialogantes con los que cuenta, el español Mateu Lahoz, que dirigirá su segundo encuentro del campeonato. El valenciano se estrenó con el Qatar-Senegal y un partido en el que fue objeto de algunas críticas por no señalar un posible penalti a favor de la anfitriona. De su actuación en el Irán-EEUU dependerá si pasa la criba y arbitra o no los octavos.

La situación bélica en Ucrania y el apoyo armamentístico iraní a Putin ha tensado la situación diplomática entre ambas potencias y la ‘revolución de las mujeres’ en Irán ha desembocado ya en varias polémicas internas en Irán relacionadas con su selección. Fundamentalmente, porque los internacionales iraníes han secundado esa ‘revolución’ y las protestas por todo el país contra el régimen.

Así, varios jugadores se han mostrado muy activos en las redes sociales haciendo el gesto de cortarse un mechón de pelo en apoyo a las mujeres que no quieren verse obligadas a llevar el velo. E incluso atendieron a una petición popular de no cantar el himno para mostrar que estaban del lado de los manifestantes que son fuertemente reprimidos o encarcelados. Mientras, el régimen continúa con las detenciones pero multiplica las amenazas a sus internacionales e incluso aprovecha gestas futbolísticas en este Mundial, como la victoria ante Gales, para mostrarse condescendiente y liberar a más de 700 presos ‘políticos’. Muchos de ellos, encarcelados por haber acudido a una manifestación.

Con todo ese caldo de cultivo, la Federación de Fútbol de Estados Unidos ha echado gasolina al fuego al borrar el escudo islámico de la bandera de Irán en sus redes sociales como "apoyo a las mujeres en Irán que luchan por los Derechos Humanos básicos", e Irán ha instado a la FIFA a la eliminación de Estados Unidos porque "de acuerdo con el artículo 13 de las reglas de la FIFA, toda persona que ofenda la dignidad o la integridad de un país, de una persona o de un grupo de personas será sancionada con una suspensión de al menos diez partidos”. No habrá sanción, pero EEUU ha reculado y ha recuperado el escudo en su publicación.

La selección de Irán, que además del Mundial está jugando un torneo paralelo lidiando tanto con las amenazas del régimen como con las peticiones de sus críticos para que continúen con sus gestos en favor de los derechos humanos, tiene además que gestionar las preguntas de la prensa al respecto, lo que no lleva muy bien el seleccionador iraní, el portugués Queiroz, exentrenador del Real Madrid.

Al ser preguntado por la situación que viven en Irán, el técnico comparó antes del partido ante Gales los problemas del país con los de otras naciones. Cuando fue cuestionado acerca de si consideraba justo que les preguntaran constantemente por cuestiones políticas, se explayó. “No importa si es justo o no. Los periodistas tienen derecho a preguntar. Para nosotros no hay problema, pero es importante que, si nosotros respetamos, vosotros respetéis. No hay nada malo en que los periodistas pregunten lo que quieran. Nosotros tenemos la libertad de responder o no. Lo que me extraña es que no hacéis esas mismas preguntas a otros países que pueden tener problemas también. No creo que sea justo preguntarles solo a ellos y juzgarles”, declaró.

Y a continuación hizo referencias políticas a Reino Unido y a Estados Unidos. “¿Por qué o preguntas a Southgate sobre que Inglaterra y Estados Unidos abandonaron a las mujeres en Afganistán? De eso también podríamos hablar. Podéis hacerles preguntas similares a los entrenadores”, apuntó.

En las horas previas al duelo ante Estados Unidos, Queiroz ha vuelto a hablar de política. Por un lado ha sacado la bandera del fair play y ha destacado que el fútbol y el deporte deben estar por encima de todo, pero por otro lado al hablar de situaciones violentas ha mencionado de soslayo los tiroteos en Estados Unidos, en un discurso por el que ha terminado ovacionado por la prensa, mayoritariamente iraní.

El técnico portugués nacido en Mozambique, ha recordado las causas sociales en las que se ha involucrado en su carrera y los valores que le enseñó su padre. “Trataré de ser leal a lo que me enseñó mi padre exfutbolista y entrenador. Me dijo que no le mintiera al futbol, también me dijo que no me matara por el juego. Nuestra misión es ser leales y trataré de respetar eso. Todo lo demás son aspectos importantes de nuestra sociedad”, ha afirmado.

“Somos solidarios con las causas alrededor del mundo, por quienes son y lo que quieren. Si hablamos de derechos humanos, racismo, niños que mueren en escuelas por tiroteos. Somos solidarios con todas las causas, pero aquí tenemos que devolverles las sonrisas a todas las personas, al menos por 90 minutos”, expresó Queiroz, con unas declaraciones que lejos de pacificar la situación añadirán más tensión al lanzar una pulla a Estados Unidos con la mención a los tiroteos.

El técnico, que ya ha tenido un cruce dialéctico con el alemán nacionalizado estadounidense Jürgen Klinsmann, que criticó el juego iraní intentando perder tiempo o engañando al árbitro, que relacionó con “su cultura”, cree que Estados Unidos ha madurado futbolísticamente “en una transición de soccer a fútbol”.

“Nos vamos a enfrentar a un equipo de Estados Unidos en donde todos los jugadores juegan en Europa, necesito tener mi mente preparada para jugar mi mejor futbol ante ellos, porque si mi mente se distrae en todo lo demás le estaré fallando al futbol, a mi padre, y no le haré eso al juego”, finalizó.

Deportivamente, las cábalas son claras. La selección que gane estará en octavos de final. Y en caso de empate, los iraníes estarán en la siguiente ronda siempre que Gales no derrote a Inglaterra en el partido que se celebrará a la misma hora.

ALINEACIONES PROBABLES:

IRÁN: H.Hosseini; Rezaeian, Pouraliganji, M.Hosseini, Mohammadi; Gholizadeh, Ezatolahi, Nourollahi, Hajsafi; Azmoun y Taremi.

ESTADOS UNIDOS: Turner; Dest, Zimmerman, Ream, Robinson; Adams, Musah, McKennie; Weah, Pulisic y Wright.

ÁRBITRO: Antonio Mateu Lahoz (ESP).

ESTADIO: Al Thumama.

HORA: 20.00/Gol Mundial y Movistar+.

Sobre el autor de esta publicación

Víctor L. Abajo

Víctor L. Abajo (Madrid, 1977), aprendió la profesión en RNE, As y Radio Voz antes de licenciarse en Periodismo y Comunicación Audiovisual por la Universidad San Pablo CEU. Desde el año 2000 está vinculado al periodismo digital, primero en Estrella Digital y posteriormente en Republica.com, lo que ha compaginado como freelance en prensa impresa, gestor de proyectos web, responsable de prensa de asociaciones de comerciantes y como redactor deportivo y tipster en Skoresmedia.