Courtois, 'hombre del partido': "Por mis muertos que iba a ganar una Champions"

"Tantos años, tanto trabajo, venir al club de mi vida, ayer ya lo dije que el Madrid gana y es así. Muchos de Liverpool y otra gente criticándome pero hemos demostrado quién es es el rey de Europa", dice el portero belga

Thibaut Courtois

EFEThibaut Courtois

El portero del Real Madrid Thibaut Courtois se mostró exultante tras conquistar la primera Champions League de su carrera deportiva y apuntó que por sus "muertos" que "iba a ganar una" Liga de Campeones tras la final en la que tumbaron al Liverpool (0-1) gracias a sus paradas y a un gol de Vinicius Junior.

"Tantos años, tanto trabajo, venir al club de mi vida, ayer ya lo dije que el Madrid gana y es así. Muchos de Liverpool y otra gente criticándome pero hemos demostrado quién es es el rey de Europa", indicó Courtois en declaraciones a Movistar.

"Me siento muy bien este año, he manejado bien las últimas semanas, y una vez que haces la primera parada luego estás concentrdo, y saqué las ocasiones de Mané y Salah. Hoy nadie me podia quitar las ganas de ganar una Champions. Por mis muertos que iba a ganar una", añadió el belga.

Preguntado por su mejor parada este sábado, Courtois destacó una acción ante Salah. "Sobre todo la de Salah, la busqué muy lejos, y sabía donde iba el balón. Es una locura, no me lo creo. El árbitro añadió cinco minutos sin haber pasado nada, pero bueno, aguantamos", indicó.

En la celebración, Courtois dijo que "rápido" ha buscado a su familia. "Busqué a mis padres, mi novia, lo siento por mi hermano que mañana se casa y no puedo estar. El lunes estaré en otro casamiento civil que hace", finalizó.

'Hombre del partido'

Courtois fue elegido el 'Hombre del Partido' de la final gracias a una actuación soberbia durante los 90 minutos y que fue clave para la victoria madridista.

El guardameta belga vivió una gran noche en el Stade de Francia donde dejó varias paradas para el recuerdo, sobre todo una Mohamed Salah en los compases finales que fue espectacular por sacar la mano al potente remate cercano del egipcio.

Courtois fue la pesadilla del delantero africano al que también le negó el gol en otras dos ocasiones con dos buenas paradas, una al inicio del partido abajo, y otra en la segunda, ya con 0-1 en el marcador, con una estirada que desvió el afilado disparo del delantero 'red'. Su póquer de paradas lo completó con otra mano sensacional en la primera mitad a un disparo de Sadio Mané que envió al palo.

Sobre el autor de esta publicación