BMW X5 M y X6 M y BMW X5 Y X6 M Competición

La tercera generación de los modelos BMW X5 M, BMW X5 M Competición y BMW X6 M y BMW X6 M Competición ofrecen una agilidad, dinamismo y precisión superlativos. Su rendimiento y prestaciones se combinan con la versatilidad, lujo moderno y atrevido diseño distintivos de los modelos BMW X.

Un motor V8 que genera hasta 625 CV, un control preciso sobre la transmisión de potencia, un chasis específico M y elementos de diseño estilo M, garantizan una

potencia imponente y un comportamiento controlable. La aceleración de 0 a 100 km/h se consigue en tan solo 3,9 segundos (en 3,8 segundos en los modelos Competición. Este paquete de prestaciones se beneficia de la exhaustiva puesta a punto llevada

cabo por del Grupo BMW en Nürburgring-Nordschleife y otros circuitos.

La tecnología M TwinPower Turbo otorga al motor V8 de última generación, un perfil de rendimiento inconfundible. Entre sus características principales destacan la respuesta instantánea al más mínimo movimiento del acelerador, una entrega de

potencia controlable con precisión y una ola de empuje lineal a altas revoluciones con el pedal a fondo.

El motor de 4,4 litros dispone de dos turbocompresores localizados dentro de la “V” de las bancadas de cilindros. La potencia máxima del motor es de 600 CV, superando

la de los modelos predecesores en 25 CV. Los modelos Competición incrementan en 50 CV su potencia, alcanzando así una cifra de 625 CV. El par motor máximo es de 750 Nm. Los soportes del motor extremadamente rígidos facilitan una transmisión directa de la potencia a la transmisión y el sistema de escape deportivo produce un

sonido especialmente emocionante.

Los motores de alto rendimiento de los X5 M y X6 M y de los modelos Competición van acompañados de una transmisión M Steptronic de ocho velocidades con Drivelogic, cuyas características de cambio pueden ajustarse utilizando el botón Drivelogic del selector de marchas M. El sistema de tracción total M xDrive ha sido

especialmente calibrado para optimizar la tracción y la estabilidad direccional en terrenos sueltos y en condiciones climáticas adversas. Actúa junto al diferencial activo M del eje trasero, con una clara orientación del sistema hacia las ruedas traseras en su reglaje por defecto. El conductor también puede seleccionar el modo 4WD Sport

en el menú de configuración, en el que se transmite una proporción aún mayor de potencia a las ruedas traseras.

Están equipadas con numerosas medidas para optimizar la rigidez de la carrocería y los soportes de suspensión. El equipamiento de serie incluye la suspensión

adaptativa M con amortiguadores controlados electrónicamente, el sistema de estabilización activa de balanceo y la dirección M Servotronic. La versión del sistema de frenado integrado desarrollado para los modelos BMW M le ofrece al conductor dos configuraciones diferentes para el tacto del pedal de freno.

Las amplias tomas de aire M situadas en las aletas delanteras, retrovisores aerodinámicamente optimizados, alerón trasero, faldón trasero con elementos difusores y dos parejas de tubos de escape conforman la plataforma técnica necesaria para ofrecer un rendimiento sobresaliente. Los modelos Competición

presumen de elementos destacados de diseño, como las exclusivas llantas de aleación ligera M de 21 pulgadas en el eje delantero y de 22 pulgadas en el trasero.

Una vez dentro, el amplio interior y los materiales de elevada calidad junto con los acabados artesanales irradian un aura de lujo. El estilo del habitáculo, se complementa

con pantallas y mandos con el característico acabado M.

Un botón en la consola central permite el acceso directo a la configuración del motor, los amortiguadores, la dirección, el sistema de tracción M xDrive y el sistema de frenado. Se pueden configurar dos modos personalizados de esta configuración M, que pueden guardarse y activarse en cualquier momento pulsando uno de los dos

botones rojos M del volante. Además, tanto la información que se muestra en el

cuadro de instrumentos y en el BMW Head-Up Display, como la funcionalidad de los sistemas de asistencia al conductor, pueden modificarse utilizando el botón M Mode de la consola central.

La exclusiva selección del equipamiento de serie incluye el BMW Head-Up Display con lecturas específicas M, asientos multifunción M, tapicería de cuero integral Merino BMW Individual de grano fino, BMW Live Cockpit Professional con sistema de navegación, asistente personal inteligente BMW (IPA – Intelligent Personal

Assistant) y asistente de aparcamiento BMW. Entre la lista de extras opcionales está

disponible una variedad de sistemas avanzados de asistencia a la conducción y opciones exclusivas diseñadas para elevar el confort y la individualidad.

Los nuevos BMW X5 M, BMW X6 M se presentarán en el Salón del Automóvil de Los Ángeles en noviembre de 2019, antes de su lanzamiento comercial el 2 de mayo de 2020.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *