Hallan el USS Samuel B. Roberts, hundido en 1944, a 7.000 metros de profundidad

El destructor estadounidense se hundió en la batalla de Samar al ser bombardeado por el Ejército japonés

USS Samuel B. Roberts

MARINA DE EEUUUSS Samuel B. Roberts

Un equipo de exploración de Estados Unidos ha anunciado el naufragio más profundo del mundo: los restos del destructor de la Marina estadounidense 'Samuel B. Roberts', hundido durante la Segunda Guerra Mundial y encontrado frente a las costas de Filipinas a casi 7.000 metros de profundidad.

Los restos del barco fueron hallados el 22 de junio a una profundidad de 6.895 metros, en el Mar de Filipinas, por el explorador Victor Vescovo, informa este domingo la cadena BBC.

El barco, que se encuentra roto en dos pedazos, a unos 10 metros de separación, se hundió el 25 de octubre de 1944, durante la batalla de Leyte, frente a la isla de Samar.

Allí, el destructor combatió contra contra tres acorazados japoneses, incluido el legendario 'Yamato', uno de los buques insignia de la Marina japonesa.

El buque se hizo famoso por su heroica resistencia ante las tropas japonesas. Su historia, sin embargo, fue breve: apenas pasó un año entre su puesta en el mar, el 6 de diciembre de 1943, y su hundimiento a finales del año siguiente. Pese a ello, ganó una Estrella de Batalla y una Citación Presidencial por el “extraordinario heroísmo” de su tripulación.

El barco estadounidense transportaba a 224 tripulantes, 89 de los cuales fallecieron en el combate.

Vescovo, en una charla con el citado medio, recuerda que “el acero no miente, y los restos de estos barcos son los últimos testigos de las batallas que libraron”. Según explica, el Sammy B luchó contra cruceros pesados japoneses “a quemarropa”, disparando tan rápido que agotó sus municiones. Entonces, prosigue, “se redujo a disparar proyectiles de humo y rondas de iluminación solo para intentar incendiar los barcos japoneses, y siguió disparando. Era solo un extraordinario acto de heroísmo. Esos hombres, en ambos lados, estaban luchando hasta la muerte”.

No obstante, el récord del 'Samuel B. Roberts' podría durar poco: sus exploradores, así como la empresa de exploración Caladan Oceanic, y un equipo de EYOS Expeditions, participantes en esta misión, cuentan con un nuevo sonar de barrido lateral Deep Ocean Search que han probado a 11.000 metros, la profundidad total del océano.

Y el equipo de Vescovo avisa de que todavía hay otros barcos que no se han encontrado como el “USS Gambier Bay (portaaviones de escolta) y el USS Hoel (destructor) de los que tenemos registros históricos relacionados con dónde se pueden haber hundido. Echamos un vistazo a Gambier Bay, pero este es un trabajo de detective y este tipo de operaciones en el océano profundo nunca se han realizado antes”.

Sobre el autor de esta publicación