Euromillones

"España is living a rescatesion" cantaría Rosa si le dieran oportunidad, y en el sorteo del euromillón hemos sido agraciados, junto a Italia, con el primer premio, aunque antes de descorchar las botellas de champán igual conviene esperar a leer la letra pequeña del contrato, tanto del obsequio como del préstamo, porque imagino que la ayuda será condicionada al menos a que lo gastemos bien. Ojalá no pidan recortar a saco y se limiten a medidas relacionadas con la reforma laboral o similares, sin atreverse, como pasó en Grecia, a reducir el importe de las pensiones o el número de funcionarios.

Alguna ventaja hay que tener por pertenecer a tan selecto club, ya que desmantelamos una industria pujante, con la pandemia hemos visto nuestras carencias, aunque afortunadamente al final conseguimos reciclarnos para producir respiradores y mascarillas. Renunciamos a muchas cosas para convertirnos en la playa, el solarium y el asilo de Europa, aunque visto lo visto, peor hubiera sido no formar parte, especialmente en situaciones como la actual, donde la realidad sería todavía más dramática teniendo que devaluar la peseta cada fin de semana.

El caso es que la prima de riesgo sigue controlada y seguimos sacando deuda al mercado a tipos negativos en las emisiones de corto plazo y mientras podamos seguir así, dando patadas hacia adelante, hay posibilidades de seguir sobreviviendo. Sin olvidar que estamos ante un panorama desolador. Somos aproximadamente unos 47 millones de habitantes, si restamos 8 millones menores de 14 años, 9 millones de jubilados, 5 millones de parados, incluyendo los afectados por ERTEs y 2,6 millones de funcionarios. Una simple resta nos lleva a la conclusión de que aproximadamente por cada persona que trabaja en el sector privado hay otra que percibe su sueldo del Estado y mientras no cambiemos esa relación, veo muy complicado, por no decir imposible, conseguir salir de esta recesión.

La apertura con hueco alcista, que fue cerrado, oscilando la jornada entre el mínimo en 7.244 y el máximo de los 7.141, para acabar cerrando en los 7.224 puntos. Buen cierre por hacerlo por encima de la media de la sesión, respetando las referencias de control.

El aspecto técnico ha mejorado considerablemente. La lluvia de millones ha sido recibida por las cotizaciones como agua de mayo reaccionado al alza y recuperando gran cantidad de los euros perdidos. Hay ganas de romper la zona de resistencia de los 7.200 para poder encaramarnos al siguiente peldaño en la escalera de la recuperación (7.200 - 8.100), pero hasta que leamos la letra pequeña de la ayuda, no me dejaría llevar por la euforia, en cualquier caso las referencias vuelven a estar muy claras.

La recomendación de carácter general sigue siendo la de MANTENER las posiciones ganadoras: los perfiles más inquietos mientras no perdamos la zona de los 6.820 o si no podemos con los 7.250 puntos. Los moderados y los conservadores mientras sigamos cerrando por encima de las zonas de los 6.720 y de los 6.690 puntos respectivamente.

Resumen semanal y repaso de los "cinco magníficos"

La semana (del 21 al 28 de mayo), finaliza con un avance de 538 puntos equivalentes a una ganancia del 8,05 %, dejando al IBEX 35 con una bajada de 2.325, que suponen unas minusvalías del 24,35 % en lo que llevamos de ejercicio.

Telefónica: intentando romper la zona de resistencia situada en torno a los 4,30, que abriría la senda hacia cotas más altas. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 4,10 para los medioplacistas o no pierda los 4,30 euros para los perfiles más inquietos.

Santander: ha rebotado con mucho brío, recorriendo sin pausa el rango lateral en su totalidad. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 1,90 para los medioplacistas o no pierda los 2,10 euros para los perfiles más inquietos.

BBVA: buscó apoyo en los 2,50 confirmando la entrada en la superación de los 2,60 euros y ahí sigue camino de recuperar los tres. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 2,60 para los medioplacistas o no pierda los 2,90 euros para los perfiles más inquietos.

Iberdrola: la ruptura de los 9,10 aseguró un nuevo tramo alcista, recuperando casi un euro desde la última entrada. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 8,90 para los medioplacistas o no pierda los 8,50 euros para los perfiles más inquietos.

Repsol: otra buena semana en la que nos limitamos a ajustar al alza sus referencias de control. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 8,30 para los medioplacistas o no pierda los 8,80 euros para los perfiles más inquietos.

Como siempre, feliz semana y mucha suerte en la bolsa y en la vida.

AVISO LEGAL: este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones. son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.