Chipichipi

No llueve detrás de los cristales como canta Serrat en su balada de otoño, y eso que falta hace, ahora más que nunca. Sobre todo después de ver las fotos de esos pantanos con suelos agrietados en casi toda la península, pero las cotizaciones de la mayoría de las acciones se apuntan al goteo a la baja, pese a que en teoría, no tocaba en esta época del año.

Dicen que “los conservadores son aquellas personas que prefieren la injusticia al desorden”, y los ahorradores suelen serlo, entre otros motivos porque deben intentar “conservar” el capital que han conseguido salvar del consumo, dedicando una parte del mismo a la renta variable, por aquello de diversificar sin poner todos los huevos en la misma cesta.

En las tertulias, consultorios y foros de bolsa en los que suelo participar, empieza a hablarse del famoso “Rally de Navidad”, ya que suele iniciarse coincidiendo con el dato de las ventas del viernes negro en Walmart, la famosa cadena de tiendas norteamericana. Mi impresión, pese a haber apostado por los 10.330,40 puntos en la porra del cierre anual, es que este año no se realizará.

Las aportaciones a planes de jubilación y pensiones, que los españolitos dejábamos para el último momento del año, era uno de los motivos que ayudaban al tirón final, pero entre su desprestigio por, salvo algunas excepciones, pésima gestión y las elevadas comisiones, han dejado como único incentivo la ventaja fiscal, que se acaba pagando con creces, si el gobierno no lo remedia, en el momento del rescate.

Sin olvidar el incierto resultado de las elecciones del 21 D, que hace aumentar el llamado riesgo país, infraponderando España en las carteras de muchos gestores internacionales, invitando a reservar liquidez a muchos inversores para poder aprovechar oportunidades, en el caso de que se produzcan nuevos recortes.

La apertura con hueco bajista, que fue cerrado, oscilando la sesión entre el mínimo de los 9.983 y el máximo de los 10.079, para acabar cerrando en los 10.032 puntos. Buen cierre por hacerlo casi en la media de la sesión, respetando alguna de las referencias de control.

La recomendación de carácter general ha pasado a ser la de MANTENER las posiciones ganadoras: los perfiles más inquietos mientras no perdamos la zona de los 10.020 o si no podemos con los 10.200 puntos. Los moderados y los conservadores mientras sigamos cerrando por encima de las zonas de los 9.880 y de los 9.830 puntos respectivamente.

El aspecto técnico no ha variado, al seguir prácticamente en el mismo rango. Sin recuperar la importante zona de los 10.200, debemos considerar que estamos dentro de un rebote técnico, al que no se le nota mucha fuerza y en el que la única nota positiva es la consistencia de la zona de soporte situada entre aproximadamente los 9.830 y los 9.880 puntos.

Resumen semanal y repaso de los “cinco magníficos”.

La semana (del 16 al 23 de noviembre), finaliza con un retroceso de 56 puntos, que suponen una pérdida del 0,55 %, dejando al IBEX 35 con una subida acumulada de 681, equivalentes a una plusvalía anual del 7,28 %.

Telefónica. Esta semana me parece que voy a tener poco trabajo ajustando referencias, ya que excepto las de Repsol, quedan todas igual. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 8,30 o recuperación de los 8,60 euros.

Banco de Santander. Poco que añadir. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 5,30 o recuperación de los 5,60 euros.

BBVA. Sigue comprimiéndose el precio ante el imán de los siete euros, por lo que realizado un pequeño ajuste. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 6,90 o recuperación de los 7,10 euros.

Iberdrola. Hoy ha cruzado por debajo de los 6,43, muy cerca del objetivo del último movimiento. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 6,40 o recuperación de los 6,70 euros.

Repsol. Apoyo perfecto en torno a los 14,80, donde ha dado señal de volver a confiar en el posible rebote. Mantener mientras siga cerrando por encima de los 14,90 para los medioplacistas o no pierda los cercanos 15,10 euros para los perfiles más inquietos.

Como siempre feliz semana y mucha suerte en la bolsa y en la vida.

AVISO LEGAL: Este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones, son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.