Jackson Hole

Los mercados esperan entre la esperanza y el miedo, las decisiones que puedan tomarse en la reunión de los banqueros centrales durante este fin de semana en la pequeña población de las montañas rocosas. Yellen y Dragui frente a frente, rodeados por la “créme” financiera internacional, con todos los analistas y operadores pendientes tanto de sus palabras como de sus posibles decisiones; por lo que no me extrañaría que en la apertura del lunes asistiésemos a movimientos importantes.

Las sesiones previas dejan un cierto nerviosismo entre los inversores, ya que da la impresión de que muchos no saben si comprar, vender, o mantenerse al margen de las bolsas, hasta que se aclare el panorama. Rangos estrechos, volumen escaso y un escenario técnico en el que las cosas tampoco están muy claras, con muchos valores dando señales de entrada, que al día siguiente resultan fallidas.

Mezclándose revalorizaciones fantásticas en muy pocas sesiones, como la de Acerinos recuperando más de un euro en poco más de una semana, con caídas como las de Gamesa o Técnicas Reunidas buscando desesperadamente una cama elástica desde la que rebotar, para poder abandonar definitivamente el tobogán de la caída libre hacia el mar de la calma.

La apertura con hueco de agotamiento de caída, que sigue abierto, oscilando la sesión entre el mínimo de los 10.357 y el máximo de los 10.421, para acabar cerrando en los 10.357 puntos. Mal cierre por hacerlo marcando el mínimo de la sesión, sin ser cpaces de recuperar las referencias de control más cercanas.

La recomendación continúa siendo contradictoria, ya que mientras para los perfiles inquietos y moderados es la de LIQUIDEZ, o cortos los que los trabajan salvo apoyo en la zona de los 10.200 o recuperación de los 10.400. Para los conservadores sigue siendo la de MANTENER las posiciones ganadoras mientras sigamos cerrando por encima de los de los 10.200 puntos.
El aspecto técnico continúa siendo bastante delicado, al habernos quedado encerrados en un rango muy estrecho, con una zona de soporte bastante bien definida, situada entre aproximadamente los 10.280 y los 10.200 puntos. Y otra de resistencia que podemos situar entre los 10.400 y los 10.450 puntos, por lo que seguiría siendo muy prudente hasta conseguir definir el escenario comentado..

Resumen semanal y repaso de los “cinco magníficos”.

La semana (del 17 al 24 de agosto), finaliza con un retroceso de 86 puntos, que suponen una pérdida del 0,83 %, dejando al IBEX 35 con una subida acumulada de 1.005, equivalentes a una plusvalía anual del 10,75 %.

Telefónica. Sigue floja y sin rumbo. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 8,90 o recuperación de los 9,20 euros.

Banco de Santander. Sin la inestimable ayuda de los “bueyes del Ibex”, veo complicado ser capaces de romper las zonas de resitencia.. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 5,30 o recuperación de los cercanos 5,50 euros.

BBVA. Lo está haciendo algo mejor que su colega cántabro, tal vez porque a veces suele ser utilizado como comodín pro “las manos fuertes” para mover los futuros. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 7,40 euros.

Iberdrola. No puede con el cambio de euro ya que cada vez que consigue cambiar a siete, toneladas de papel le arrastran hasta el campamento base, desde donde vuelve a intentarlo. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 6,80 para los medioplacistas o no pierda los 6,90 euros para los perfiles más inquietos.

Repsol. Otro de los valores que se ha quedado encerrado en la ratonera. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 14,10 euros.
Como siempre feliz semana y mucha suerte en la bolsa y en la vida.

AVISO LEGAL: Este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones, son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.