Feliz fin de año

Va a terminar el ejercicio bursátil de 2013, (faltan dos sesiones y media), con una revalorización superior al 20 %, que todos hubiéramos firmado hace un año, pero que casi nadie fue capaz de anticipar. La bolsa se convierte así en uno de los pocos sectores, por no decir el único junto al deporte, que ha proporcionado alguna satisfacción a los pobres españolitos en un año horrible en el que no hemos ganado para disgustos, ya que las únicas clasificaciones mundiales que lideramos, son la de políticos corruptos, las de índices de paro y las de recortes de derechos sociales.

En cualquier caso es tiempo de balance y de contabilidad y ajuste de carteras pensando en la factura fiscal, pero también de preparar la estrategia de cara al próximo año, en la que me encantaría equivocarme y aunque sigo sin tener ninguna bola de cristal, mucho tienen que cambiar las cosas para poder superar una revalorización tan importante de nuestro Ibex 35.

Las empresas siguen ganando dinero, pero la fractura social es tan importante, que una parte cada vez más numerosa de la población se está quedando por el camino, siendo los contenedores de basura y los comedores de auxilio social su única esperanza de supervivencia; mientras que una minoría, entre las que se encuentran aquellos bolsistas que pueden permitirse el lujo de no tocar sus carteras, son como mínimo un 20 % más ricos; y la inmensa mayoría cruza los dedos o reza a sus dioses, para no perder el puesto de trabajo y poder seguir llegando a fin de mes.

El aspecto técnico sigue alcista y progresando adecuadamente. El mercado nacional ha estado cerrado desde las dos de la tarde del día 24, y con la marcha que han seguido llevando los índices americanos todo parece indicar que la apertura de hoy viernes debería ser con hueco alcista, para seguir acercándonos hacia la zona de los 10.060, que se supone es el objetivo de este movimiento, siempre y cuando sigamos cerrando por encima de los 9.600 puntos.

La recomendación de carácter general sigue siendo la de MANTENER las posiciones ganadoras: los inquietos mientras no perdamos la zona de los 9.680 o si no podemos con los 10.060 puntos. Los moderados y los conservadores mientras sigamos cerrando por encima de los 9.570 y de los 9.530 puntos respectivamente.

Resumen semanal y repaso de los “cinco magníficos”.

La semana (del jueves 19 al 24), finaliza con un avance de 155 puntos, equivalentes a una ganancia del 1,61 %, que deja al Ibex 35 con una subida de 1.652 puntos, que suponen una plusvalía anual del 20,22 %.

Telefónica. Sigue haciendo los deberes y solo le falta romper la cercana resistencia de los 11,80 euros para continuar con los avances. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 11,60 euros.

Santander. La superación de su zona de referencia situada en torno a los 6,30, despeja el camino hacia los 6,80 donde volvería a jugársela de cara a continuar subiendo durante el 2014. Mantener mientras siga cerrando por encima de los 6,30 para los medioplacistas o no pierda los 6,40 euros para los perfiles más inquietos.

BBVA. Sus seguidores más fieles hacen apuestas sobre cuanto falta para volver a presentarse a la “prueba del nueve”. Mantener mientras siga cerrando por encima de los 8,60 para los medioplacistas o no pierda los 8,80 euros para los perfiles más inquietos.

Iberdrola. Continúa pendiente, al igual que muchos consumidores, a la espera de cual puede ser el desenlace del culebrón eléctrico. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 4,50 euros.

Repsol. Ha descontado el dividendo por lo que conviene darle un filtrillo a sus referencias hasta que vuelvan a ajustarse. Mantener mientras siga cerrando por encima de la zona de los 17,80 para los medioplacistas o no pierda los 18,20 euros para los más inquietos.

Seguimos de fiesta y hoy toca desearles un Feliz Año 2014 en el que todos sus deseos se conviertan en actos, agradeciéndoles que sigan estando ahí.

AVISO LEGAL: Este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones, son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.

2 comentarios
  1. Agromenawer says:

    Ya lo dijo claramente -y barrunto que con cierto temblor de pantorrillas- el apocado Acebes: la responsabilidad sobre lo que hacían o deshacían los tesoreros no era suya, sino del que mandaba. En un país normal Rajoy ya habría dimitido, ya habría declarado ante el juez en condición de imputado por su implicación en la financiación ilegal del PP (de la que por si quedaba alguna duda, se encargó de despejarla su celebre "Se fuerte Luis, hacemos lo que podemos") y estaría inhabilitado de por vida para volver a ejercer un cargo público. En un país normal.

  2. librejav says:

    Interesante sera ver que pasa con Alvarez Cascos. Cascos ya no es "uno de los nuestros"..... y eso suele significar "permiso para aterrizar el marron en su espalda" como dirian los controladores aéreos.

    Se pone interesante. Espero que Ruz resuelva muchas cosas de aqui a marzo

Los comentarios están desactivados.