Hemos bajado un escalón

Finalizamos el mes de marzo con unas pérdidas del 5,41%, y marcando durante la última semana el mínimo anual. Lo único positivo que podemos contar, aparte de la cercanía de la Semana Santa, es que hemos conseguido romper la racha de ocho sesiones de caídas que llevábamos, terminando el día 30 en verde, con un tímido intento de maquillaje debido al cierre trimestral.

La rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros ha sido seguida con gran expectación, y las empresas distribuidoras de energía, e Iberdrola han reaccionado con bastante alegría a la misma. Muy mal tienen que estar las cosas para plantearse una amnistía fiscal al dinero negro, previo pago del 10% a las arcas públicas, premiando en cierta medida a los defraudadores que apostaron por la economía sumergida, respecto a la mayoría de los ciudadanos que nos confesamos cada año con Hacienda.

El aspecto técnico sigue muy deteriorado, y tenemos dos preguntas de las de millón para los analistas fundamentales. La primera es si los precios de las acciones descuentan ya la recesión que confirmaremos en pocos días. La segunda es igual pero referida a la modificación del impuesto de sociedades en las empresas que cotizan en el Ibex 35.

Nos hemos quedado descolgados respecto a los índices europeos y americanos, y no quiero imaginar lo que puede sucedernos como les de por corregir, en lugar de seguir la pauta estacional resumida en el refrán… “En abril, plusvalías mil”. Hemos bajado un escalón y las referencias afortunadamente siguen estando claras: un rango estrecho entre aproximadamente los 7.860 y los 8.090, dentro de otro más amplio entre los 7.500 y los 8.200 puntos.

La apertura con hueco de agotamiento de caída, que fue cerrado, oscilando la jornada entre el máximo de los 8.015 y el mínimo en 7.903, para acabar cerrando en los 8.008 puntos. Buen cierre por estar situados por debajo de la media de la sesión, aunque negativo por seguir alejados de la primera referencia de control.

La recomendación es la de LIQUIDEZ, o cortos los que los trabajan, salvo recuperación de la zona de los 8.090 puntos.

Resumen semanal y repaso de los “cinco magníficos”.

La semana finaliza con un retroceso de 274 puntos, equivalentes a una bajada del 3,31%, que deja al Ibex 35 con una pérdida de 558 puntos, que suponen una minusvalía anual del 6,52%.

Telefónica. Sigue débil buscando suelo, y la multa europea no le ha ayudado mucho. Liquidez salvo recuperación de la zona de los 12,40 euros.

Santander. Ha vuelto a precios de verano complicando todavía más su escenario. Liquidez salvo recuperación de la zona de los 5,80 euros.

BBVA. No termina de encontrar su ritmo. Liquidez salvo recuperación de la zona de los seis euros.

Iberdrola. Perdió igual que la mayoría de los valores su zona de soporte, dando señal de venta. Liquidez salvo recuperación de la zona de los 4,30 euros.

Repsol. Con los rumores sobre YPF en Argentina, parece la reina de la volatilidad de primavera. Buscó apoyo en el mínimo del jueves en los 18,06, desde donde ha rebotado con fuerza. Mantener mientras siga cerrando por encima de los 18,80 euros.

Muchas gracias y feliz fin de semana.

AVISO LEGAL: Este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones, son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.