Frases destacadas de George Owell

"Rebelión en la granja"

George Owell fue un ensayista, novelista, periodista y crítica británico nacido en La India. Bien conocido por sus novelas "Rebelión en la granja" y "1984", estas son sus frases más destacadas.

  • Si el líder dice de tal evento esto no ocurrió, pues no ocurrió. Si dice que dos y dos son cinco, pues dos y dos son cinco. Esta perspectiva me preocupa mucho más que las bombas.
  • La libertad es el derecho a decirle a la gente lo que no quieren escuchar.
  • Pensó que la tragedia pertenecía a los tiempos antiguos y que sólo podía concebirse en una época en que había aún intimidad —vida, privada, amor y amistad— y en que los miembros de una familia permanecían juntos sin necesidad de tener una razón especial para ello.
  • Cuanto más se desvíe una sociedad de la verdad, más odiará a aquellos que la proclaman.
  • Hasta que no tengan conciencia de su fuerza, no se rebelarán, y hasta después de haberse revelado, no serán conscientes. Ese es el problema.
  • Doblepensar significa el poder de mantener dos creencias contradictorias en la mente simultáneamente, y aceptar ambas.
  • Es poco probable que la humanidad pueda salvaguardar la civilización a menos que pueda evolucionar en un sistema de bien y mal que sea independientes del cielo y el infierno.
  • La libertad significa libertad para decir que dos más dos son cuatro. Si eso se admite, todo lo demás se da por añadidura.
  • Cuando se amaba a alguien, se le amaba por él mismo, y si no había nada más que darle, siempre se le podía dar amor.
  • Lo importante no es mantenerse vivo sino mantenerse humano.
  • El nacionalista no sólo no desaprueba las atrocidades cometidas por su propio lado, sino que tiene una extraordinaria capacidad para ni siquiera oír hablar de ellas.
  • Cada año habrá menos palabras, así el radio de acción de la conciencia será cada vez más pequeño.
  • Si la libertad significa algo, será, sobre todo, el derecho a decirle a la gente aquello que no quiere oír.
  • No hay delito, absolutamente ninguno, que no pueda ser tolerado cuando “nuestro” lado lo comete.
  • Quizás uno no deseara tanto ser amado como ser comprendido.
  • Toda la propaganda de guerra, todos los gritos y mentiras y odio, provienen invariablemente de gente que no está peleando.
  • Si quien controla el pasado, controla el futuro, ¿Quien controla el presente, controla el pasado?