El club de los corazones solitarios, de Elizabeth Eurberg

¿Qué pasaría si de repente te rompieran el corazón? ¿Decidirías dejar de buscar el amor? Eso es lo que parece pensar Penny Lane, la protagonista de "El club de los corazones solitarios", la primera novela publicada en España de Elizabeth Eurberg.

A Penny Lane le ha roto el corazón el amor de toda su vida. Desengañada y hundida, jura no volver a pensar ni salir más con el sexo opuesto, al menos, en lo que queda del instituto. Aunque al principio sus amigas la toman por loca, al final, todas van teniendo problemas con los chicos, por lo que el Club de los Corazones Solitarios va empezando a contar con decenas de socias. Con esto, se ganaran la antipatía de los chicos del instituto e incluso, el propio director, les pedirá que disuelvan el club.

Aunque Penny no está dispuesta a dejarse vencer fácilmente, las cosas se pondrán difíciles pues ya se sabe, cuando empiezas a desinteresarte por alguien, es ese alguien quién comienza a interesarse por ti.

A primera vista, la historia podría parecerse a una entre tantas otras, pero ésta no trata sobre cómo ligarse al chico más guapo de clase o cómo tener al instituto a tus pies, sino que trata de la amistad, el compañerismo y, sobre todo, no perderse a sí misma (o a sí mismo) para gustar a otra persona.

Ya la portada del libro nos hace recordar a la mítica portada de Abbey Road, el éxito de los Beatles y es que esta banda inglesa tiene un cierto papel en la novela. No sólo cada capítulo se titula como una frase de alguna canción de este grupo ni que la propia protagonista se llame como una de sus canciones, sino que hasta los padres de Penny están entusiasmados con el grupo de los escarabajos.

Aunque desde la primera página se nos presenta la típica historia americana de instituto, en la que una chica no puede olvidarse de su amor de verano y contar con otra serie de tópicos de los institutos de allí, tiene un argumento sencillo pero con el aliciente de que la pluma de Eulberg se torna irónica.

Esta novela se convierte en una comedia romántica en toda regla que nos depara una lectura realmente ligera y repleta de guiños a los Beatles que enganchará a los lectores pero no sólo eso, sino que no te darás cuenta de lo rápido que devorarás las páginas.