VIOLENCIA MACHISTA

Interior pedirá a los jueces pulseras de control para los maltratadores "potencialmente letales"

Es una de las medidas puestas en marcha para mejorar la lucha contra el aumento de crímenes machistas en las últimas semanas

Interior pedirá a los jueces pulseras de control para los maltratadores "potencialmente letales"

EFEGrande-Marlaska reúne a los responsables de la lucha contra la violencia de género de las Fuerzas de Seguridad del Estado

El Ministerio del Interior dará instrucción a las fuerzas de seguridad para que, ante los casos de violencia machista de "especial relevancia" o en los que hay un agresor "potencialmente letal", soliciten a los jueces que ordenen la instalación de pulseras de control telemático a estos maltratadores.

Fuentes de Interior avanzan que se trata de una de las medidas puestas en marcha para mejorar la lucha contra el aumento de crímenes machistas en las últimas semanas, tras el análisis, durante dos días, de unidades especializadas de Policía Nacional, Guardia Civil, Mossos d"Esquadra, Ertzaintza y Policía Foral de Navarra sobre los 49 asesinatos machistas de 2022 y los tres confirmados en lo que va de año.

Las fuentes explican que en los informes de valoración de riesgo que se remiten automáticamente a fiscales y jueces sobre un caso de violencia machista de riesgo "medio con especial relevancia" se incorporará automáticamente la petición de que se imponga esta medida de control telemático al agresor.

A finales de agosto de 2022, la instalación de dispositivos del sistema de seguimiento por medios telemáticos de las medidas de alejamiento en el ámbito de la violencia de género, las llamadas pulseras telemáticas, alcanzaba la cifra de 2.935, lo que supone un 20,09 % más respecto a 2021.

La instrucción de Interior va en la misma línea que el oficio que la Fiscal de sala de violencia sobre la mujer, Teresa Peramato, ha remitido este martes para que, en aquellas situaciones en las que la Valoración de Riesgo Policial es de riesgo “Extremo”, “Alto” o “Medio de especial relevancia”, los fiscales soliciten la instalación del dispositivo telemático de detección de la proximidad, salvo que entiendan que procede acordar la prisión provisional.

Esta medida se incluye en el decálogo de iniciativas y conclusiones de las jornadas de análisis -este martes y miércoles- de los responsables policiales de los distintos cuerpos y que se resumen a continuación:

1.- Más medidas de seguridad y detección sobre el agresor con una revaluación de factores y con análisis de su incremento de peligrosidad sobre la víctima, especialmente sobre los que se consideran persistentes y que tienen antecedentes de maltrato.

Se estima que un 20 por ciento de los agresores que constan en el sistema VioGén son persistentes, por lo que Interior quiere poner el foco sobre ellos con más medidas policiales, mientras ultima el "acomodo jurídico adecuado" junto con la Fiscalía para que en determinadas situaciones una víctima pueda ser informada de esto antecedentes.

Las fuentes avanzan que, tal y como les ha explicado la fiscalía especializada, esta comunicación solo podrá hacerse tras un análisis pormenorizado del caso cuando la medida se considere proporcional al peligro y que exista un "factor de riesgo relevante para la vida de la mujer o los hijos".

2.- Mejorar el procedimiento de los agentes que hacen las valoraciones de riesgo, a fin de que sean más comprensivos y revisar los criterios para inactivación de los casos.

3.- Incrementar las actuaciones sobre el entorno de las víctimas tras constatar que en algunos casos las familias o amigos "tienden a enmascarar" la situación de riesgo. "Hay que ser capaces de llegar a este entorno", resaltan desde Interior.

4.- Más formación sobre el denominado protocolo cero, a través del cual las fuerzas de seguridad actúan de oficio ante un caso de maltrato aunque no haya denuncia y que, destacan, "está dando buenos resultados".

5.- Mejorar los procedimientos de casos de especial relevancia o potencialmente letales pidiendo a fiscales y jueces la instalación de dispositivos de control telemático sobre maltratadores a partir de riesgo "medio con especial relevancia".

6.- Reforzar la comunicación con los servicios sociales.

7.- Potenciar las unidades territoriales contra la violencia de género, que actualmente integran 2.800 puestos de funcionarios a los que se suman los efectivos de seguridad ciudadana, que son los encargados de proteger a las mujeres que tengan ese tipo de medida.

8. Planes de seguridad personalizados para víctimas especialmente vulnerables con toxicomanías o problemas clínicos.

9.- Interior convocará todos los meses a los cuerpos policiales en una Mesa de Evaluación y Seguimiento de asesinatos machistas.

10.- Todos los cuerpos policiales con competencia en lucha contra la violencia machista defienden que los medios materiales y humanos son suficientes y que el sistema VioGén, puesto en marcha en 2007, es una herramienta "potente y eficaz" pero también "susceptible de mejora" y en "continua evaluación" para detectar casos y predecir el riesgo, para gestionar la protección de las víctimas y los menores, así como para articular medidas de seguridad sobre agresores.

Actualmente más de 71.000 casos figuran dentro de VioGén y 31.000 gozan de algún tipo de protección. En riesgo extremo hay 18 casos y en alto 726.