La CUP forzará a ERC y Junts a votar un nuevo referéndum durante esta legislatura

Los anticapitalistas piden al Govern un "giro a la izquierda e independentista" y ven lejos pactar las cuentas

El diputado de la CUP, Carles Riera, ha indicado este martes que su formación presentará una moción sobre la celebración de un nuevo referéndum de autodeterminación para que se vote en la actual legislatura. Así, ha incidido que pondrá de manifiesto el escepticismo de la CUP sobre la mesa de diálogo, que ven como un fracaso y creen que las condiciones actuales no hacen que tenga recorrido.

"Esta propuesta nos permite generar un marco político de tensión con el Estado, de reorganización del independentismo y de movilización independentista", ha destacado el diputado de la CUP, que propone el referéndum como 'plan B' a la mesa de diálogo, ha señalado en rueda de prensa en el Parlament.

De este modo, ha añadido que esta iniciativa dibuja un horizonte que debe permitir que el independentismo trabaje conjuntamente una hoja de ruta hacia un nuevo referéndum de autodeterminación: "Aragonès dijo que no había alternativa a la mesa de diálogo, y le decimos que hay y que la CUP la pone sobre la mesa".

Así, ha explicado que las 15 propuestas de resolución que la CUP presentará en el Debate de Política General del Parlament irán enfocadas en tres bloques: el de respuesta a las emergencias sociales, el de cambio de modelo de desarrollo de país y el relativo a la independencia, la amnistía y la autodeterminación.

En este último bloque ha concretado que, además de la relativa al referéndum, habrá mociones de "denuncia a la monarquía y lucha antirrepresiva".

También ha dicho esta propuesta se da en el marco de un contexto político internacional en el que Escocia tiene previsto celebrar un nuevo referéndum en 2023, y que "en el contexto del Brexit este podría dar la victoria al 'sí", lo que volvería a colocar sobre la agenda política internacional el derecho de autodeterminación, según él.

Sobre la tramitación por parte de la Mesa del Parlament de esta resolución, Riera ha expresado que no tiene "ninguna duda" de que este órgano parlamentario hará su trabajo y la tramitará para que en el Parlament se pueda debatir y hablar de todo.

En cuanto a la posición de Junts y ERC en la votación en el Pleno, el diputado 'cupaire' ha afirmado que no conocen la postura formal ni oficial de estas formaciones, pero consideran que "no puede ser otra que votar positivamente".

"Ambos se comprometieron a que en esta legislatura hubiera un nuevo embate democrático. Si éste no es un referéndum, nos deberán explicar cuál es", ha reclamado, y les ha instado a crear un marco político de tensión con el Estado, fijar una hoja de ruta para hacer un referéndum y que sus resultados sean efectivos y se apliquen.

Preguntado por las palabras de la presidenta del Parlament, Laura Borràs, sobre la celebración de un nuevo referéndum, Riera ha sostenido que les ha sorprendido mucho que "Borràs y (Ada) Colau tengan la misma respuesta, que es que no es viable un referéndum en esta legislatura".

Lejos de un acuerdo de Presupuestos

Por otro lado, Riera ha exigido al Govern un "giro a la izquierda e independentista" y ha avisado de que su formación está lejos de poder llegar a un acuerdo para los presupuestos de la Generalitat, aunque todavía no conozcan la propuesta del Ejecutivo de Pere Aragonès.

A este respecto ha asegurado que para conseguir su apoyo en las cuentas, el Govern debería avanzar "en todos los puntos del acuerdo de investidura", así como en el giro independentista y el giro a la izquierda, que consideran que no se están cumpliendo y que prometió el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, en su discurso de investidura.

Ha avisado de que la visión de conjunto actual de la legislatura hace que la CUP esté "más lejos que cerca, genera más dificultades que facilidades para llegar a un acuerdo" de presupuestos, que de estabilidad y gobernabilidad.

"Este Govern de ERC y Junts ni está haciendo este giro a la izquierda, ni está haciendo este giro independentista. Este Govern está siendo continuista, con políticas públicas neoliberales, que perpetúan la política de la sociovergencia", ha censurado el diputado 'cupaire'.

Para Riera, el Ejecutivo catalán está "encallado" en la mesa de diálogo, que considera que no ha dado resultados, y que es una estrategia que no aporta una hoja de ruta para avanzar hacia el ejercicio de la autodeterminación en Cataluña.