Euforia en el SPD, que se considera legitimado para encabezar el próximo gobierno de Alemania

Scholz ha asegurado que las conversaciones para un nuevo Gobierno, que comenzarían el 26 de octubre, deben culminar antes de Navidad

El candidato a canciller del Partido Socialdemócrata alemán (SPD), Olaf Scholz, ha destacado el "gran éxito" obtenido por su partido en las elecciones federales de este domingo y ha apostado por un "cambio en el gobierno".

"Este es un gran éxito", ha declarado Scholz en su primera intervención tras conocerse los primeros resultados oficiales parciales, que sitúan al SPD ligeramente por encima de la coalición CDU/CSU.

"Por supuesto que estoy contento por los resultados electorales. Muchos votantes han dejado bien claro que quieren un cambio en el gobierno y que el próximo canciller debe ser Olaf Scholz", ha remachado.

Scholz ha asegurado que las conversaciones para formar un nuevo Gobierno, que en principio podrían comenzar el 26 de octubre, deberían culminar antes de Navidad, con la idea de que la canciller saliente no tenga que dar otro discurso a la nación en estas fechas.

"Sería absurdo dar una fecha exacta, pero debemos hacer todo lo posible para asegurarnos de que estamos listos antes de Navidad, aunque un poco antes también sería bueno", ha afirmado Scholz, quien ha animado al resto de las formaciones a que "hablen entre sí de manera constructiva", recoge la agencia DPA.

En esta misma línea, Laschet ha pedido también que el nuevo Gobierno de Alemania se forme "definitivamente" antes de concluir el año.

Por su parte, el líder de la CSU, Markus Soeder, rival de Laschet por la candidatura a la Cancillería, ha defendido además que los resultados son un revés para Scholz porque éste, según Soeder, prefería una coalición con ecologistas y La Izquierda.

Por el momento ninguno de los dos grandes partidos se ha planteado al menos públicamente reeditar la gran coalición entre SPD y CDU/CSU que ha dominado la escena política del país en las últimas legislaturas.

El Partido Socialdemócrata (SPD) ha ganado las elecciones federales de Alemania celebradas este domingo con un 25,7 por ciento de apoyo, ligeramente por delante del 24,1 por ciento que ha conseguido la coalición de la Unión Demócrata Cristiana (CDU) y la Unión Social Cristiana (CSU), que cae a mínimos históricos.