LaLiga se persona en el procedimiento de la Superliga contra la UEFA y la FIFA

LaLiga ha anunciado que ha decidido personarse en el procedimiento relativo a la demanda interpuesta por la sociedad A22 Sports Management S.L., la administradora de la Superliga, contra la UEFA y la FIFA, ha anunciado este viernes el organismo.

"LaLiga ha decidido personarse en el procedimiento núm. 150/2021 seguido ante el Juzgado de lo Mercantil nº 17 de Madrid, relativo a la demanda interpuesta por la entidad que representa a la Superliga contra UEFA y FIFA. Esta intervención de LaLiga ha sido solicitada tanto en la pieza de medidas cautelares como en el procedimiento principal", confirmó LaLiga en un comunicado.

LaLiga explica que tras tener conocimiento "a través de los medios de comunicación" de la adopción de un auto que establece ciertas medidas cautelares, de fecha 20 de abril de 2021, y de un segundo, del 1 de julio, en donde se menciona explícitamente a las ligas nacionales y al presidente de LaLiga, considera que esta tiene "un interés legítimo en participar en este procedimiento dado que las decisiones derivadas del mismo afectarán de forma evidente al equilibrio del fútbol en Europa".

"LaLiga siempre ha defendido la necesidad de acometer mejoras pero no en la línea propuesta desde la Superliga. El contenido de estos dos autos tiene una incidencia directa sobre las actuaciones y declaraciones de LaLiga, afectando así a sus derechos, competencias y funciones como liga profesional", apuntó.

El pasado martes, el titular del Juzgado de lo Mercantil Número 17 de Madrid, Manuel Ruiz de Lara, desestimó el recurso formulado por la UEFA contra la decisión del juez de admitir la personación de la sociedad A22 Sports Management S.L., la administradora de la Superliga.

El magistrado aseguró que la entidad A22 Sports Management tiene "interés directo y legítimo" en el procedimiento porque "ha intervenido en el diseño, creación, promoción, financiación e implementación de la Superliga europea de fútbol". El 1 de julio, el mismo magistrado ordenó a la UEFA que se abstuviera de excluir de sus competiciones organizadas a los clubes fundadores de Superliga y avisó que de incumplir con lo señalado incurriría en un delito de desobediencia.