La comisión de expertos aconseja subir el SMI este año y Yolanda Díaz solicita una reunión con Sánchez para abordarlo

La comisión de expertos del SMI ha recomendado al Gobierno que suba el salario mínimo en 2021 entre 12 y 19 euros, una propuesta que la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha asegurado que tratará directamente con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

La comisión de expertos ha entregado este viernes a la ministra de Trabajo sus recomendaciones para elevar el salario mínimo interprofesional (SMI), actualmente congelado en 950 euros, para situarlo en el 60 % del salario medio al final de la legislatura.

Para ello, la relatora y presidenta de la comisión asesora para el análisis del SMI, Inmaculada Cebrián, ha explicado que el salario mínimo debe alcanzar, en su rango más alto, 1.049 euros en 14 pagas en 2023 (un alza del 10,4 %), de forma que se sumarían 99 euros más al vigente.

En su rango más bajo, ha añadido, el SMI debería situarse en 1.011 euros en 2023 (6,4 % más), incrementando en 61 euros el salario mínimo legal vigente.

Respecto a la forma de llevar a cabo esta subida, el grupo recomienda que sea progresiva, acelerando en los dos últimos años, pero empezando ya en 2021.

Así, da tres opciones para elevar el SMI este año: una subida de 19 euros (2 %), que lo situaría en 969 euros, una de 15 euros (1,5 %) hasta 965 y una de 12 euros (1,2 %) hasta 962 euros.

En el primer escenario y calculado según el incremento del salario pactado en convenio en 2020 (1,8 %), el SMI debería elevarse en 99 euros para alcanzar el 60 % del salario medio al final de la legislatura, a razón de 19 euros este año y 40 euros tanto en 2022 como en 2023.

En el segundo escenario, teniendo en cuenta el alza de las pensiones y de los salarios de los funcionarios (0,9 %), el SMI debería aumentarse en 77 euros en total, de forma que subiera 15 euros en 2021 y 31 euros en cada uno de los dos años siguientes.

El tercer escenario, que parte de un salario medio sin cambios en 2020, el SMI debería crecer en 61 euros, sumando 12 euros en 2021, 24 euros en 2022 y 25 euros en 2023.

Dicho esto, ha añadido Cebrián, corresponde al Gobierno decidir "cuál es la senda de convergencia más adecuada", algo que la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha asegurado que estudiará detenidamente con patronal y sindicatos.

Díaz pide una reunión urgente con Sánchez

Asimismo, Díaz ha avanzado que abordará directamente con Sánchez este asunto en una reunión que tendrá lugar con rapidez y discreción. "Tengo una reunión pendiente con Sánchez para abordar este tema", ha incidido Díaz, quien ha subrayado lo que supone para la economía y la recuperación subir estos salarios. "Sería bueno (...) que no contrapongamos la creación de empleo con creación de riqueza", ha añadido.

El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, ha considerado que a la hora de aplicar una subida del SMI "hay que tener en cuenta la coyuntura del mercado laboral y una serie de elementos en los que, entiendo, la comisión no ha entrado y corresponde al Gobierno tener en cuenta". Asimismo, ha añadido que este asunto "todavía no se ha discutido en los órganos colegiados del Gobierno".

Tanto el presidente del Gobierno como la vicepresidenta segunda, Nadia Calviño, han apuntado en los últimos días que la "prudencia" debe guiar la evolución del SMI este año y han insistido en que la prioridad ahora es la creación de empleo y la consolidación del crecimiento económico. Por el contrario, Díaz defiende que hay "margen" para subir el SMI este año.

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, ha pedido al Gobierno que "deje de especular con la subida o no subida del salario mínimo" y ha asegurado que su sindicato "no va a avalar ninguna decisión de congelación del SMI en 2021".

El vicesecretario general de Política Sindical, Mariano Hoya, ha asegurado que "ya no quedan dudas sobre la conveniencia de subir desde este mismo año el SMI", algo que, de no producirse, generará "nuevas movilizaciones" sindicales.