La Comisión de Salud Pública deja a Sanidad la decisión de vacunar a la selección antes de la Eurocopa

La Comisión de Salud Pública ha evitado posicionarse este martes sobre la vacunación de la selección de fútbol antes del inicio de la Eurocopa. El organismo ni siquiera ha debatido este martes este asunto al considerar que no es su competencia, por lo que deja a Sanidad la decisión. Tanto el ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, como el presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), José Manuel Franco, habían asegurado en las últimas horas su convencimiento de que este organismo daría el visto bueno para proceder a esta vacunación, solicitada la pasada semana por carta a la ministra de Sanidad, Carolina Darias, al igual que se hizo con los deportistas españoles que acudirán a los Juegos de Tokio.

La Comisión, formada por técnicos de las consejerías de sanidad y del departamento que dirige Carolina Darias, tenía en su orden del día analizar la petición efectuada por el Ministerio de Cultura y Deporte para que los jugadores reciban la vacuna, aunque ha considerado que este asunto no es de su competencia.

La propuesta se planteó después de que Sergio Busquets, capitán de la selección española, tuviera que abandonar la concentración de Las Rozas al dar positivo en coronavirus, pero ha levantado numerosas críticas, entre ellas las del colectivo de enfermos crónicos, de Unidas Podemos -socio del gobierno de coalición- y otros partidos, como EH Bildu y Compromís.

La Real Federación Española de Fútbol (RFEF) desveló el contagio del jugador azulgrana la noche del pasado domingo día 6, dos días después del amistoso jugado con Portugal en Madrid y en vísperas del previsto este lunes con Lituania, y el caso desbarató todos los planes del grupo, a pesar de que el resto del conjunto dio negativo en las pruebas a las que les sometió el lunes.

La medida inmediata fue aislar al resto del equipo -los otros 23 jugadores y el cuerpo técnico- que permanecía concentrado en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas y trasladar a Busquets a su domicilio en Barcelona en ambulancia medicalizada. Los internacionales han seguido desde entonces entrenamientos personalizados manteniendo el aislamiento.

La solución para jugar el partido contra Lituania fue citar al equipo sub'21, aunque muchos de sus jugadores acababan de empezar sus vacaciones al haber concluido la semana pasada su participación en la Eurocopa de la categoría. Los 20 convocados con su técnico a la cabeza, Luis de la Fuente, se entrenaron anoche a las 22.30 horas.

División en el Congreso

Sobre la vacunación de la selección han discrepado en el Congreso este martes Unidas Podemos y el PSOE, ya que los primeros consideran que primero están los trabajadores de los servicios esenciales, mientras los socialistas ven estas vacunas como algo excepcional. Unidas Podemos se ha posicionado en contra junto con algunos socios parlamentarios del Gobierno de coalición, como EH Bildu o Compromís, mientras que los socialistas han coincidido con el PP, Ciudadanos, PDeCAT y Más País, que consideran que esta vacunación es razonable y que el equipo debe ir vacunado como también se han inmunizado a los deportistas olímpicos.

La diputada de En Comú Podem Aina Vidal ha señalado, en rueda de prensa en el Congreso, que es "lamentable" que se haya demostrado que hay ocupaciones mucho más relevantes que son servicios esenciales, como los repartidores o trabajadores de supermercados, y que se vacune antes a la selección española de fútbol. "Estuvieron al frente de la pandemia y son relegados por once hombres que dan golpecitos a la pelota. Se pasa por delante de estos profesionales y es una mala noticia que va en contra del sentido común de este país", ha lamentado.

Por su parte, la portavoz de EH Bildu, Maite Aizpurua, también ha criticado que esta vacunación sea "un trato de favor" porque "da preminencia a la actividad futbolística de alto nivel" sobre otros colectivos esenciales que no han sido vacunados todavía, como las cajeras de supermercado o los profesores universitarios.

Y en el mismo sentido, otro de los partidos que apoyaron la investidura del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, como es el líder de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, ha dicho que "o todos moros o todos cristianos", toda vez que ha incidido en que "no debe haber excepciones". "Sería bueno que los propios jugadores dijeran que ellos son unos ciudadanos más y que mientras haya personal con riesgo no se deberían vacunar. Si no hay excepciones para los políticos tampoco para los futbolistas", ha añadido.

También desde JxCAT, su portavoz en el Congreso, Miriam Nogueras, ha considerado que "no debe haber privilegios" y se debe respetar el "orden de vacunación establecido", mientras que el diputado del PDeCAT Ferrán Bel no ve mal que se produzca esta vacunación porque debe "garantizarse la participación de la selección en una competición internacional". "Pone de manifiesto lo rígido de algunas posiciones cuando se defienden", ha incidido al tiempo que ha considerado que la situación actual con una evolución de la vacunación "importante" es diferente a la de hace tres o cuatro meses.

Desde el PSOE el portavoz en el Senado, Ander Gil, ha reconocido que entiende la polémica pero que la entendería más si el calendario de vacunación fuera retrasado y ha recordado que los deportistas españoles actúan en las competiciones internacionales como "grandes embajadores". También la portavoz Adriana Lastra ha considerado que se vacunó al equipo olímpico hace semanas y a los futbolistas de la selección que están inmersos en una competición internacional, "pues que se haga lo mismo".

La portavoz del PP en el Congreso, Cuca Gamarra, ha señalado que la selección de fútbol debería viajar ya vacunada y ha culpado de "caos y desgobierno" en la Sanidad. "Solo después de un positivo se ha actuado, hay cuestiones que deberían haberse previsto dentro del marco de la excepcionalidad", ha reprochado Gamarra.

Vox también ha recriminado al Gobierno el caos generado con la gestión de la vacuna pero ve "lógico" que se vacune a la selección española como también se han vacunado a los atletas olímpicos.

Desde Ciudadanos, el portavoz adjunto parlamentario Edmundo Bal ha coincidido en que "no cabe en la cabeza que no estuvieran vacunados antes" de cara a una competición internacional tan importante.

Íñigo Errejón, de Más País, también ha dicho que le "parece razonable" que se vacune a estos jugadores porque el "buen ritmo de la vacunación no depende de 50 vacunas más o menos" y "la imagen de España quedaría comprometida si no se vacunan, con riesgo de contagiar" a otros equipos.

El ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, ha señalado este martes que la selección española de fútbol que competirá en la Eurocopa será vacunada porque "no vacunamos a los futbolistas sino a la selección española". El ministro ha explicado que el viernes anterior al positivo de Busquets conocido este domingo ya había enviado una carta a Darias para solicitar la vacunación de la selección española.

Vacunarse en el lugar de vacaciones

Por otro lado, la Comisión de Salud Pública ha acordado este martes enviar a las comunidades la próxima semana una propuesta de actuación sobre la vacunación de aquellas personas que se trasladen temporalmente durante sus vacaciones a otro territorio, han informado fuentes autonómicas. Así, el órgano aplaza a la semana próxima esta cuestión, sobre la que ya se han manifestado varias comunidades autónomas, y que permitiría vacunar en otro territorio a los visitantes que se desplacen por vacaciones.

La Rioja y Navarra se han sumado este martes a las comunidades ya se han mostrado favorables a esta propuesta, como hicieron el lunes Andalucía o Cantabria, aunque en general se pide una estrategia coordinada, que tendrá que ser analizada en el Consejo Interterritorial, sobre todo por la redistribución de las dosis asignadas a cada autonomía.

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno Bonilla, adelantó su postura y manifestó que harán todo "el esfuerzo" de vacunar a los visitantes de otras comunidades autónomas, al igual que el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla. Aunque este martes, el consejero cántabro de Sanidad, Miguel Rodríguez, ha matizado que las dosis que se administren a las personas que visiten Cantabria deben ser reintegradas ya que ahora los viales se reparten en función de la población censada. Rodríguez ha manifestado también que la vacunación a turistas debe partir de una estrategia común acordada en el Consejo Interterritorial de Salud, pero que de ser así "no tendría problema" en inocular esas dosis.

Este martes la consejera de Sanidad valenciana, Ana Barceló, ha apelado a la adecuación de las dosis recibidas por cada comunidad ya que asegura que ya han vacunado a desplazados de otras comunidades y países, pero que lo han hecho respetando las franjas etarias de vacunación de los valencianos. Barceló ha defendido que se deben establecer unos criterios en el Consejo Interterritorial de Salud de este miércoles para que todas las comunidades actúen con reciprocidad y bajo los mismos criterios.

La presidenta de La Rioja, Concha Andreu, ha precisado este martes que esta propuesta deberá seguir unos criterios.

Por su parte, el presidente gallego, Alberto Núñez Feijoó, declaró el pasado día 31: "Pensamos que un país que tiene como objetivo recuperar hasta 85 millones de turistas debería tener vacunas suficientes para ofrecer, a los que lleguen a España y que no estén vacunados, la posibilidad de vacunarse".

RELACIONADO