El juez del 'caso Kitchen' imputa a Cospedal y a López del Hierro por el espionaje a Bárcenas

El juez del caso Kitchen ha imputado a la exsecretaria general del PP María Dolores de Cospedal y a su marido, Ignacio López del Hierro, por el supuesto espionaje a Luis Bárcenas, una noticia que ha irrumpido en la comisión parlamentaria en la que ambos estaban citados, y que ha acabado aplazando la declaración de la también exministra. El magistrado de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón imputa a ambos presuntos delitos de cohecho, malversación y tráfico de influencias, y emplaza a declarar para el próximo 29 de junio a la exministra y al día siguiente a su marido. El juez cita por los mismos delitos al ex jefe de Gabinete de Cospedal, José Luis Ortiz, que comparecerá también el día 30, y llama de nuevo a declarar el 1 de julio a otros dos imputados: el ex número dos de Interior Francisco Martínez y el excomisario José Villarejo.

Lo hace tras recibir un informe policial de Asuntos Internos que "da cuenta de parte del contenido de las agendas personales" que le fueron intervenidas a Villarejo en octubre de 2020, tres años después de su detención en la operación Tándem en 2017.

La imputación de Cospedal y López del Hierro se conocía coincidiendo con la comparecencia de éste último ante la comisión parlamentaria sobre el 'caso Kitchen', quien ya, incluso antes de saberse investigado, esgrimía "indicaciones jurídicas" para negarse a declarar.

De hecho, ha admitido que "por sorpresa, por sorpresa" no le ha pillado la imputación y ha negado reconocerse en las anotaciones de Villarejo. Por la tarde, su mujer tenía previsto cerrar la sesión de comparecencias en esta comisión de investigación, pero ha sido aplazada tras conocerse su imputación. Según informaron fuentes parlamentarias, la suspensión ha sido votada a puerta cerrada tras la sesión matinal de la comisión y sólo el PP ha votado en contra, ya que sospecha que el PSOE busca alargar los trabajos de la comisión. Vox ya no estaba en la sala.

En relación con la citación como investigados de Cospedal y López del Hierro ante el juez, solicitada por la Fiscalía en septiembre de 2020, el magistrado explica que procede acordarla en este momento, una vez que se han realizado las declaraciones necesarias (una veintena de investigados y testigos) y estudiado la documentación, fundamentalmente las citadas agendas.

Relata que la investigación abierta ha permitido conocer aspectos clave de la trama, como la captación de Sergio Ríos, el que fuera chófer de la familia Bárcenas, los pagos efectuados a este a cambio de colaboración, el círculo de policías implicados, así como la implicación del ex secretario de Estado de Seguridad y del exministro del Interior en esas fechas, Jorge Fernández Díaz.

Los agentes involucrados, según el magistrado, desarrollaron labores operativas para obtener del chófer "información que les permitiera sustraer de algún lugar cerrado (en algún momento se refieren a este espacio como "zulo") documentación comprometedora para el PP y para altos cargos del mismo en posesión" de Bárcenas y de su esposa.

El auto añade que los policías habrían tenido pleno conocimiento de la puesta en marcha de la llamada 'operación Kitchen' y de su carácter ilícito "al tener como objetivo la sustracción de pruebas de un procedimiento judicial, y el empleo durante su desarrollo de fondos reservados del Ministerio del Interior, que serían de ese modo desviados de los estrictos fines legalmente previstos para su autorización y uso".

La resolución recoge las grabaciones del excomisario José Villarejo relacionadas con esa operación, un oficio policial que analiza las agendas incautadas al excomisario, así como determinados pasajes de la declaración prestada por Bárcenas como perjudicado.

El juez explica que las agendas de Villarejo permiten ubicar temporalmente el nacimiento de 'Kitchen' en el 11 de julio de 2013 con una anotación junto a las siglas CHISO, en la que se lee: "Charla 45 minutos. Plan contra LB. Interv.Comunicaciones, registros y citación de mujer e hijo".

Es en este momento cuando, indica el auto, "se detecta una cadena de anotaciones que permiten inferir la participación de la Sra. Cospedal y el sr. López Hierro en la captación de Sergio Ríos".

El magistrado concluye que "resultaría conveniente" escuchar a Cospedal y a su marido declarar "sobre su participación en la captación de Sergio Ríos (...) pues su intervención, a través de Andrés Gómez Gordo (un policía imputado en la causa y que fue asesor de la exministra en Castilla-La Mancha), al parecer pudo ser decisiva para que éste se decidiera a participar".

En el contexto de los hechos investigados, continúa el juez, también resulta llamativa la aparición del ex jefe de Gabinete de Cospedal en las agendas de Villarejo.

"Esta dación de cuenta del comisario investigado (sr. Villarejo) al que fuera Jefe de Gabinete de la presidenta de una Comunidad Autónoma (Castilla-La Mancha) carece de toda lógica y sería conveniente que se recabara declaración al Sr. Ortiz sobre su participación en la trama".

El instructor también considera necesario volver a interrogar al exsecretario de Estado de Seguridad Francisco Martínez para corroborar los pasajes de las agendas de Villarejo en los que llama la atención, según el juez, la fluida relación que ambos mantenían, aun antes de que Martínez fuera nombrado secretario de Estado.

De la lectura de los mensajes analizados, el juez señala la importancia que el asunto tuvo para Martínez, "quien asume de forma directa la obtención de información de forma diaria, resultando especialmente sorprendente que el secretario de Estado se involucre hasta ese nivel en un asunto de esta naturaleza".

López del Hierro subraya que no perteneció nunca al PP

Este mismo miércoles, López del Hierro ha iniciado su comparecencia en la comisión de investigación sobre el 'caso Kitchen' en el Congreso avanzando que por "indicación jurídica" no contestaría a las preguntas de sus señorías, si bien en una declaración inicial se ha desvinculado del PP subrayando que "nunca" ha formado parte de sus filas.

López del Hierro ha comenzado con un breve pronunciamiento en el que ha querido acotar que el objeto de investigación de la comisión parlamentaria es "la utilización ilegal de efectivos, medios y recursos del Ministerio de Interior que tiene como finalidad favorecer intereses políticos del PP", para matizar después su hipotético rol en el mismo.

Así, sobre sus vínculos con el PP, ha recalcado que "nunca" ha pertenecido a la formación política, ni siquiera como militante o afiliado. "Tampoco he tenido nunca ningún tipo de cargo público ni de otro que dependiera de un gobierno del PP, nacional autonómico o local", ha añadido.

Respecto al presunto uso de los medios del Ministerio de Interior, ha señalado su "absoluta imposibilidad" de acceder a los mismos, "ya sean técnicos, humanos o de fondos reservados". "Por una sencilla razón, no he sido ni soy funcionario de dicho departamento ni de ninguna administración pública", ha expuesto.

Con todo, López del Hierro, que se ha enterado supuestamente de su imputación mientras comparecía, algo que no le ha sorprendido, ha indicado que su única relación con la vida política fue "hace más de 30 años" al ocupar cargos políticos y en empresas públicas por la Unión de Centro Democrático (UCD).

Aplazada la comparecencia de Cospedal en el Congreso

Horas después, su esposa, María Dolores de Cospedal, ha acudido esta tarde al Congreso de los Diputados a pesar de la suspensión de su comparecencia en la comisión del caso Kitchen a raíz de su imputación en la causa que se investiga en la Audiencia Nacional.

Al terminar la sesión de esta mañana, el PSOE y Unidas Podemos han propuesto aplazar "sine die" la citación de Cospedal, y la comisión lo ha aprobado con el apoyo de todos los grupos parlamentarios salvo el del PP.

Sobre las 15.15 horas, Cospedal se ha presentado en la sala donde tienen lugar las sesiones de la comisión. Allí se ha quejado de que nadie le había avisado de la suspensión y ha pasado a otra sala, acompañada por algunas diputadas del PP, a esperar esa notificación. "¿Y me tengo que enterar por ti?", ha dicho Cospedal a uno de los periodistas presentes en el Congreso.

Sin embargo, fuentes socialistas han subrayado que a las 14.30 horas, nada más acordarse la decisión, desde la Presidencia de la comisión se ha llamado a Cospedal para comunicarle el aplazamiento y, al no contestar, se le ha transmitido esa decisión a su secretaria. También los letrados de la Cámara han hecho esa gestión a través de un correo electrónico, de acuerdo con la misma fuente.

Unidas Podemos considera que la imputación daba "la excusa perfecta" a Cospedal para no contestar a las preguntas de los diputados en unos días en los que la comisión debería concluir sus trabajos.

Los periodistas han preguntado a Cospedal qué opina de su imputación, pero la exdirigente del PP no se ha pronunciado al respecto.

Además de aplazar "sine die" esa comparecencia, la comisión ha decidido a propuesta de ERC prorrogar los trabajos de la comisión de investigación con el fin de que puedan volver a acudir comparecientes o realizar nuevas citaciones, por ejemplo la de la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, han indicado fuentes de ese grupo parlamentario.

La comisión tenía previsto cerrar la fase de comparecencias la próxima semana con la de Mariano Rajoy, pero ahora esperará a la declaración de Cospedal el próximo 29 de junio ante el juez que le imputa presuntos delitos de cohecho, malversación y tráfico de influencias para acordar una nueva fecha.

"Sin condena, Cospedal es inocente"

El portavoz nacional del PP y alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha recordado este miércoles que "mientras no haya una sentencia condenatoria", Cospedal "es inocente". "Desde luego creo que en este momento hay una presunción de inocencia que está reconocida constitucionalmente , que conviene respetar en todos los casos y mientras no haya sentencia condenatoria, Dolores de Cospedal es inocente", ha trasladado a la prensa tras intervenir en el congreso nacional de Medio Ambiente CONAMA, celebrado en Ifema Madrid.

El PP no ha decidido en este momento si tomará alguna medida contra la exministra de Defensa tras su imputación en la llamada 'Operación Kitchen' y ha insistido en pedir respeto a la presunción de inocencia, según han indicado fuentes de la cúpula 'popular'.

En parecidos términos se ha expresado desde Zaragoza el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Montesinos, que ha añadido además que el PP "es un partido serio y de Estado" y no actúa "como algunas formaciones de izquierda, que cuando no les gusta una decisión judicial o del fiscal cargan contra la separación de poderes, contra la independencia judicial y ponen en la diana un juez".

Por lo pronto, la dirección nacional del PP sostiene que "no hay nada decidido" sobre si podría abrir expediente informativo a la exsecretaria general del partido o suspenderla de militancia, según las fuentes consultadas.

El líder del PP, Pablo Casado, ha evitado este miércoles las preguntas de los periodistas sobre este asunto en su visita a Madrid Fusión Alimentos de España 2021, junto a la presidenta del Comité de Derechos y Garantías del PP y delegada de Cultura del Ayuntamiento de Madrid, Andrea Levy.

El pasado mes de febrero, coincidiendo con la apertura del juicio por la reforma de la sede del PP supuestamente pagada con dinero B, Casado ya dijo ante el Comité Ejecutivo del partido que no iba a hablar más del pasado. Según dijo entonces, "las hipotecas en política no son hereditarias", ya que, "no lo han sido para ningún otro partido y no deben serlo" para el Partido Popular.

Los Estatutos del PP fijan la suspensión de militancia en la apertura de juicio oral. Según el artículo 21, la suspensión provisional de afiliación será acordada de manera automática por el Comité Nacional de Derechos y Garantías "cuando un afiliado promueva o apoye actuaciones en contra de los acuerdos adoptados por la dirección del partido", "incurra en cualquiera de las infracciones previstas en los artículos 16 de los Estatutos", o "esté incurso en un proceso penal respecto de los cuales se haya dictado auto de apertura de juicio oral por un delito relacionado con la corrupción y quedará expulsado en el momento de que se dicte sentencia firme por corrupción".

Ese mismo artículo añade, no obstante, que en caso de infracciones muy graves y por razones de urgencia, el presidente y el secretario del Comité Nacional de Derechos y Garantías, incluso antes de iniciado el expediente, "podrán acordar la suspensión provisional de afiliación y funciones del expedientado, si bien ello deberá ser ratificado por el propio Comité en la primera reunión que celebre éste".

RELACIONADO