Un tribunal egipcio rechaza la apelación de la compañía propietaria del 'Ever Given'

El carguero sigue parado en el Canal y la Autoridad fluvial pide algo más de 910 millones de dólares en compensaciones

Un tribunal egipcio ha rechazado este domingo la apelación presentada por la compañía japonesa propietaria del carguero 'Ever Given' para poner punto y final a la detención del barco, que en marzo bloqueó durante seis días el Canal de Suez al quedar encallado en sus aguas.

El barco, de 400 metros de largo, propiedad de la empresa japonesa Shoei Kisen Kaisha, y fletado por Evergreen Line, de Taiwán, cuando se quedó atascado en el extremo sur del Canal, con el consiguiente impacto sobre la economía internacional.

El tribunal de Esmailia ha decidido rechazar la apelación tras esgrimir que carecía de la jurisdicción necesaria para pronunciarse sobre la cuestión, según ha informado uno de los abogados de la Autoridad del Canal de Suez, Naser Farag.

Los procedimientos continuarán, si no hay más obstáculos, el sábado de la próxima semana.

Ahora, la Autoridad de la vía fluvial exige una compensación para cubrir la pérdida de las tarifas de tránsito, los daños a la estructura del canal durante los esfuerzos de dragado y rescate, y el costo del equipo y la mano de obra.

Aunque en un principio se ha pedido una compensación de 916 millones de dólares --casi 751 millones de euros--, el presidente de la compañía ha trasladado que aceptaría una cuantía que se acercase a los 600 millones --más de 490 millones de euros--, algo que las aseguradoras de la embarcación ya han descartado.