Marlaska, Iglesias y la directora de la Guardia Civil reciben una carta amenazante con balas en su interior

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, y la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, han recibido en las últimas horas una carta amenazante con una bala en su interior, según han informado a fuentes de Interior.

Los hechos han sido denunciados en dependencias policiales para su análisis en la Comisaría General de Policía Científica. En el caso de Grande-Marlaska, la carta la ha recibido este jueves en la sede del Ministerio con matasellos de Correos del día 19 de abril.

En el interior había un escrito que decía textualmente: "Tienes 10 días para dimitir. El tiempo de reírte de nosotros se terminó. Policía Nacional, Guardia Civil. El tiempo lo tienes en contra para los taponazos". En el interior había dos cartuchos sin percutir del calibre 7,62x51.

La directora de la Guardia Civil, María Gámez, recibió la carta el miércoles, denunciando estos hechos ante la Unidad Central Operativa (UCO). El sobre lo recepcionó su secretaría de Despacho a primera hora de la tarde y contenía en su interior una nota amenazante anónima con un cartucho del calibre de 7,62 mm.

Al líder de Podemos y candidato a la Comunidad de Madrid también se le ha remitido este jueves por la mañana una carta de estas características a través de dependencias del Ministerio del Interior. Dentro había dos balas del fusil tipo Cetme, según confirman en fuentes de esta formación. Iglesias también denunciará estos hechos.

En su cuenta de Twitter, el líder de Podemos adjunta una fotografía con las cuatro balas, el sobre con su nombre y la dirección del Ministerio del Interior y la carta de amenaza, en la que puede leerse: "Pablo Iglesias Turrión. Has dejado morir a nuestros padres y abuelos. Tu mujer, tus padres y tu estáis sentenciados a la pena capital. Tu tiempo se agota".

"El Ministerio del Interior ha recibido una carta dirigida a mi con amenazas de muerte hacia mí y hacia mi familia. El sobre contenía 4 balas de Cetme. No es la primera vez que sucede. Hoy también han recibido cartas amenazantes el ministro Marlaska y la Directora de la Guardia Civil", ha escrito Iglesias.

"Amenazas y más amenazas para que dejemos de hacer política, y que cada vez van un poco más lejos", continúa el líder de Podemos en un hilo en la red social.

Para Iglesias, esto es "consecuencia más de la normalización y el blanqueamiento del discurso de odio de la ultraderecha", de la "normalización mediática de bulos y mentiras" contra Podemos y de la "impunidad".

En este sentido, recuerda que no ha habido ni un solo detenido por el atentado contra la sede del partido en Cartagena con un cóctel molotov, y añade que el ex legionario que disparó con fuego real contra fotos de miembros del Gobierno mientras reía frente a la cámara, "se ha ido de rositas".

"No ha habido ninguna consecuencia para los militares retirados que hablaban de fusilar a 26 millones de españoles por rojos. ¿Cómo no van a sentir una impunidad absoluta como para enviarnos amenazas de muerte con balas de un fusil de asalto?", apostilla Iglesias

Cree el candidato de Podemos que no solo están amenazando de muerte a él y a su familia y a cargos del Gobierno y del Estado, sino a todos los ciudadanos y al derecho a votar "a quien te dé la gana y a ejercer tu libertad". "Están amenazando la democracia".

"No nos atacan por quiénes somos, sino por lo que representamos. Hoy soy yo pero, si continúan la impunidad y el blanqueamiento mediático de la ultraderecha, mañana serán otros compañeros", concluye.

Máxima condena de Gobierno y partidos

Gobierno, PSOE, Unidas Podemos, PP, Más Madrid y Cs han expresado este jueves su máxima condena por la "grave amenaza" que supone las cartas con cartuchos de bala en su interior que han recibido Grande-Marlaska, Pablo Iglesias y María Gámez.

Las reacciones desde los partidos políticos han sido de "rotunda y máxima" condena ante las graves amenazas y han rechazado el "odio", al tiempo que han apelado a la justicia y a la democracia para enfrentar este tipo de acciones.

-Pedro Sánchez (jefe del Ejecutivo): "Nuestra rotunda condena a las graves amenazas recibidas por Marlaska, Gámez e Iglesias. Son responsables políticos y servidores públicos. Ante las amenazas y la violencia, justicia y democracia".

-Carmen Calvo (vicepresidenta del Gobierno): "Es inadmisible que esto se produzca en una democracia y muy preocupante el discurso del odio y la violencia que algunos han instalado en nuestra sociedad".

-Ángel Gabilondo (candidato socialista a la Comunidad de Madrid): "El discurso del odio y la división tiene consecuencias muy graves para nuestra democracia. Evitemos unidos esta escalada de barbarie".

-Ione Belarra (ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030): Gravísimas las amenazas de muerte con balas de armas reglamentarias a Iglesias, Marlaska y Gámez. El rechazo social a quienes extienden el odio y no respetan los resultados democráticos tiene que ser total.

-Irene Montero (ministra de Igualdad) ha señalado que los demócratas deben dejar claro que las amenazas y el odio son intolerables y que, además, hay que dirigirse a aquellos que "legitiman y blanquean a la democracia" por ser "el caldo de cultivo de esta violencia". "Mi abrazo y compromiso antifascista para Fernando, María Gámez y
Pablo Iglesias".

-Juan Carlos Campo (ministro de Justicia) también ha apuntado que "en democracia" no tienen cabida estos actos de amenaza y violencia a Marlaska, Gámez e Iglesias. Es más, ha asegurado que "esta no es la sociedad" que quieren y ha mandado todo su apoyo para estos tres servidores públicos. "Un abrazo, compañeros", ha zanjado.

-Isabel Celaá (ministra de Educación y Formación Profesional):  "Frente al odio, razón y humanidad".

-Luis Planas (ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación) , se ha remitido al mensaje del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en las que ha invitado, además de condenar lo ocurrido, a utilizar "la palabra" para "afrontar cualquier discrepancia".

-Enrique López (consejero de Justicia, Interior y Víctimas de la Comunidad Madrid): Estas acciones recuerdan a los años de plomo del País Vasco y a los peores de la historia reciente de España. En democracia solo hay adversarios políticos, nunca enemigos.

-José Luis Martínez Almeida (portavoz Nacional del PP y alcalde de Madrid): "No hay más que decir, son hechos condenables que no los compartimos de ninguna manera, son absolutamente repudiables y eso no cabe en nuestro estado de derecho".

-Pablo Echenique (portavoz de Unidas Podemos): "Pablo Iglesias, Marlaska y la directora general de la Guardia Civil reciben amenazas de muerte con balas de fusil reglamentario Cetme mientras Olona (Vox) dice en el Congreso que los que fantasean con fusilar a 26 millones de españoles son 'su gente'. ¿Hace falta dibujar un croquis?".

-Edmundo Bal (exdiputado de Cs y cabeza de lista del partido a la Comunidad de Madrid): "Mi rotunda condena a estas coacciones inaceptables. En Ciudadanos sabemos lo que es ser amenazado por tus ideas y hemos sufrido estos señalamientos totalitarios que debemos censurar los demócratas siempre, se dirijan a quien se dirijan".

-Íñigo Errejón (líder de Más País): "Lo que ha ocurrido hoy es intolerable. Mi condena a las amenazas y toda mi solidaridad con Pablo Iglesias, Fernando Grande-Marlaska y María Gámez".

-Mónica García (candidata de Más Madrid a los comicios de la Comunidad): "El odio y la violencia no tienen cabida en nuestra sociedad. Todo mi apoyo y cariño a Pablo Iglesias, María Gámez y a Fernando Grande-Marlaska".

Además, sindicatos de Policía y asociaciones de guardias civiles han mostrado su repulsa por estas cartas amenazantes con balas. El secretario general de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), Juan Fernández, ha mostrado su rechazo a este tipo de amenazas y su apoyo a quienes las han sufrido y, en declaraciones a Efe, ha recalcado que "la violencia no conduce a ningún lado".

También la asociación Pro Guardia Civil ha mostrado su apoyo a los tres amenazados y ha confiado en el esclarecimiento de la autoría de este "acto de violencia". "Nos ponemos como guardia civiles a su disposición", ha publicado esta asociación en Twitter.

En ese misma red, Jupol, sindicato mayoritario en la Policía, ha mostrado su "repulsa más absoluta" a las amenazas y su solidaridad con los receptores.