El PP inicia contactos para recabar apoyos a su alternativa jurídica al estado de alarma

La portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Cuca Gamarra, ha iniciado contactos con grupos parlamentarios para recabar apoyos con el objetivo de aprobar en el Congreso una alternativa jurídica al estado de alarma, cuya prórroga finaliza el próximo 9 de mayo, según han confirmado a Europa Press fuentes 'populares'.

El Grupo Popular ya registró el miércoles en el Congreso su proposición de ley para reformar la Ley Orgánica de Salud Pública con el fin de que, en casos de pandemia como la del coronavirus, las comunidades autónomas puedan limitar la circulación de personas y el derecho de reunión sin necesidad de decretar el estado de alarma

Aparte del Partido Popular, grupos como Ciudadanos y aliados del Gobierno como el PNV, Bildu o Compromís también ha exigido al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, alternativas al levantamiento del estado de alarma.

Fuentes del PP han señalado que Gamarra ya ha trasladado la iniciativa del Grupo Popular a la mayoría de grupos parlamentarios con el objetivo de recabar apoyos en la Cámara Baja. Según añaden, su propósito es contar con un marco legal que ofrezca "seguridad y certidumbre" a los gobiernos regionales.

"Hemos iniciado contactos parlamentarios para que en el Congreso una mayoría parlamentaria pida al Gobierno de España que articule de urgencia ese plan B jurídico", ha confirmado públicamente en TV3 el vicesecretario de Comunicación, Pablo Montesinos, quién ha emplazado además a Pedro Sánchez a llamar a Pablo Casado para trabajar "juntos" en este asunto.

Según los 'populares' se trata de modificar por el trámite de urgencia y en lectura única la Ley 3/86 de Medidas Especiales en materia de Salud Pública con el fin de que se pueda aprobar en un plazo de quince días y que así esté en vigor para cuando venza el vigente estado de alarma, que acaba el 9 de mayo.

Sin embargo, aunque la Mesa del Congreso pueda calificar esa iniciativa en su reunión del 20 de abril, la ausencia de Pleno por la campaña madrileña en las dos semanas siguientes retrasará su debate para después del 9 de mayo, fecha en la que ya habría terminado el estado de alarma.

Casado lleva desde el verano pasado exigiendo un marco legal alternativo al estado de alarma y, de hecho, ya presentó una proposición de ley similar que se debatió en el Pleno del Congreso en noviembre. Sin embargo, los 'populares' contaron entonces con un amplio rechazo y solo lograron el apoyo del PNV.