Las fiestas de la vergüenza se disparan en Madrid con la tercera ola desbocada: hasta 437 este fin de semana

Una de las más numerosas reunió a casi medio centenar de personas en unas oficinas del polígono industrial de Villa de Vallecas

La Policía Municipal de Madrid ha intervenido este fin de semana en 437 fiestas ilegales en locales y en domicilios y, desde el inicio del estado de alarma en octubre, ha precintado 30 establecimientos donde era recurrente el incumplimiento de la normativa COVID.

Una de las más numerosas de este fin de semana reunió a casi medio centenar de personas en unas oficinas del polígono industrial de Villa de Vallecas, y las fuerzas de seguridad detuvieron al organizador por desobediencia grave.

Fiestas en Cataluña

En Cataluña, Los Mossos y policías locales han levantado 400 actas administrativas más con respecto a la semana pasada por la celebración de fiestas ilegales. En Hospitalet de Llobregat, dos fiestas reunieron a 38 personas en una vivienda del barrio de Pubilla Cases y a otras 19 en un piso del barrio de La Florida.

La Policía Nacional ha disuelto este fin de semana siete fiestas no autorizadas en la localidad malagueña de Marbella que se celebraban en varios inmuebles, entre ellos un hotel y dos locales de copas, y ha propuesto para sanción a más de cien personas por incumplir las medidas sanitarias establecidas.

Un total de 29 personas han sido denunciadas por la celebración este fin de semana de una "macrofiesta" en una finca del Callejón del Nogal de Granada capital.

Asimismo, en Alicante se han impuesto 177 sanciones por incumplir el estado de alarma, un récord que incluye seis botellones y trece fiestas en viviendas.

También en Zaragoza la Policía Nacional ha desmantelado cinco fiestas privadas que acabaron con 63 propuestas de sanción y la detención de cuatro jóvenes por agredir a los agentes intervinientes.

Agentes de la Policía Local de Lugo tuvieron que intervenir durante la noche del sábado como consecuencia de quejas vecinales por ruidos en seis domicilios particulares, motivados por reuniones de personas o la celebración de fiestas privadas, y otras dos veces durante la madrugada pasada.

En Navarra se ha intervenido en 8 fiestas, en las que han sido denunciadas 40 personas, mientras que en Getxo (Vizcaya, la Policía Local ha abierto actas de sanción contra 17 jóvenes que el sábado estaban celebrando una fiesta en una lonja juvenil.

En la rueda de prensa para explicar la evolución de la pandemia, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, se ha referido precisamente a las "fiestas que hemos visto por todas partes" para reclamar que la población sea "más razonable": "No podemos dejar que pase lo que en la primera ola de nuevo".

"No me parece razonable que, a estas alturas, con lo poco que queda, semanas o algún mes para vacunar a todos nuestros vulnerables, vayamos a fastidiarla por hacer una fiesta antes de tiempo", ha recalcado. España "no está yendo bien" y "tenemos que ser conscientes de ello", ha advertido.