El Gobierno advierte al PP que si no hay acuerdo sobre el CGPJ retomará la reforma para desbloquearlo

El Ejecutivo de Pedro Sánchez ha avisado este martes al PP de que actuará rápido en lo que le compete para descongelar la ley para reformar el procedimiento de elección del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), según fuentes del Gobierno. Han insistido en que no hay mucho más tiempo para solucionar este conflicto después de dos años postergando esta renovación y han criticado que el PP sea poco serio en la negociación.

Respecto a los plazos que el Gobierno dará al PP para dar luz verde al acuerdo, estas mismas fuentes no han confirmado que la fecha sea el 15 de diciembre, mientras que la ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, esta mañana hacía alusión a un "tiempo prudencial".

Asimismo, la titular de Hacienda ha advertido en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministro, a pesar de que ha asegurado que ya se ha alcanzado un acuerdo con los 'populares', que de no materializarse se reactivará la tramitación de la reforma que registraron el PSOE y Unidas Podemos para rebajar las mayorías necesarias.

Montero ha recordado que se lleva trabajando en ello "bastantes meses", durante los que ha habido "sus idas y venidas", porque, cuando ha estado "a punto de cristalizar", el PP "ha buscado excusas para desdecirse de todo lo andado y lo recorrido hasta ese momento".

Por eso, cree que habrá que preguntarles a ellos por qué niegan cientos de horas de reuniones entre el ministro y sus interlocutores para sacar adelante la renovación de este órgano.

Por su parte, el vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha comparado este martes el veto del PP a que su formación esté representada en el CGPJ con una eventual posición de no convocar elecciones para que no participen partidos de derechas.

El secretario del PP, Teodoro García Egea, también se ha pronunciado esta mañana en esta clave durante una entrevista en La Sexta, en la que ha descartado la posibilidad de que se alcance un acuerdo antes de Navidad porque la formación que lidera Pablo Casado prefiere que el órgano de elección de jueces "siga como está" antes que llevar a cabo una "mala negociación".