El ministro Campo confiesa los planes de Sánchez para liquidar la Justicia y controlar el Poder Judicial

Reconoce que la reforma de la sedición se debe al ‘proces’, anuncia indultos contra la opinión del TS y quiere a ERC y UP en el CGPJ

El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ha desnudado, en una entrevista con el diario 'El País', los planes del presidente, Pedro Sánchez, para liquidar la independencia de la Justicia y el Poder Judicial con reformas autocráticas y con indecentes concesiones a los golpistas catalanes para que apoyen los PGE de 2021.

Concesiones que van desde los indultos a los condenados por el fallido golpe de Estado catalán de 2017, incluso aunque los fiscales y el Tribunal Supremo se declaren en contra por falta de arrepentimiento y digan que ‘lo volverían a hacer’, hasta la reforma exprés del delito de sedición en el Código Penal.

La que el ministro Campo reconoce que no se haría si no fuera por las condenas del Tribunal Supremo al golpismo catalán y que no tiene otro objetivo que facilitar a los golpistas salir de la cárcel lo antes posible. Y para pagar los apoyos de ERC y PDeCAT a los PGE, cuestión está que en ningún momento plantea el entrevistador José Manuel Romero.

Asimismo, el ministro de Justicia (más bien de injusticia), que ya intentó la reforma, congelada por las advertencias de la UE, de la Ley Orgánica del Poder Judicial para poner punto final a la independencia de la Justicia, anuncia también la reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que va a permitir que en la instrucción judicial sean los fiscales quienes investiguen los delitos y no los jueces, a pesar de la clara dependencia política de los fiscales del Gobierno.

Lo que el ministro reconoce sin pudor, como el hecho de que hoy día no hay fiscales suficientes para esas investigaciones y sobrarían jueces con los que el ministro declara que no sabe qué hacer.

Y todo ello con el agravante descarado de que actualmente la Fiscal General del Estado, Dolores Delgado, es militante y diputada del PSOE y ex ministra de Justicia en el Gobierno de Pedro Sánchez.

Además, y después de estos anuncios, el ministro Campo pretende que el PP desbloquee la renovación del Poder Judicial para incluir en su Consejo a juristas de militancia afín a Podemos y ERC. Dos partidos que están en contra de la unidad de España y del Régimen democrático de la Transición.

Las declaraciones del ministro de Justicia confirman el ataque a la Justicia, su independencia y en consecuencia a la democracia con las reformas y concesiones que en favor del golpismo catalán está llevando a cabo este Gobierno de Pedro Sánchez, que es el autor y responsable máximo de todo ello, en lo que el vicepresidente Iglesias aparece como inductor y el ministro Campo como colaborador necesario y su brazo ejecutor.

RELACIONADO