Trump amenaza con cortar fondos a Nueva York y otros escenarios de protestas

El mandatario alentó a los residentes Carolina del Norte a poner a prueba la seguridad del sistema electoral e intentar votar dos veces en las elecciones

El presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó este miércoles con recortar fondos federales a ciudades donde se han producido protestas notables contra el racismo, entre ellas Nueva York, Washington, Seattle y Portland (Oregon), que tachó de "jurisdicciones anarquistas". Trump firmó un documento distribuido por la Casa Blanca en el que declara que su Gobierno "no permitirá que los dólares de los contribuyentes federales financien ciudades que se han deteriorado hasta ser zonas sin ley".

El mandatario ordenó al fiscal general de Estados Unidos, William Barr, que publique en el plazo de dos semanas una lista de "jurisdicciones anarquistas" que han "permitido que persista la violencia y la destrucción de la propiedad, y que se han negado a tomar medidas razonables para contrarrestar esas actividades criminales".

Aunque esa lista aún está por elaborar, Trump mencionó en concreto cuatro ciudades donde ha habido fuertes protestas contra la violencia policial contra los afroamericanos en los últimos meses: Nueva York, Washington, Seattle y Portland, todas ellas gobernadas por la oposición demócrata.

El presidente instruyó al director de la oficina de presupuesto de la Casa Blanca, Rusell Vought, a recopilar en el plazo de un 30 días detalles sobre "todos los fondos federales proporcionados a Seattle, Portland, Nueva York y Washington, DC". A continuación, Vought deberá determinar cómo "restringir o desfavorecer la capacidad de las jurisdicciones anarquistas de recibir subvenciones federales, hasta el grado máximo que permita la ley".

El alcalde de Nueva York, el demócrata Andrew Cuomo, reaccionó al tema desde su cuenta oficial de Twitter, en la que restó importancia a la amenaza de Trump pero denunció que el presidente "se niegue a proporcionar fondos que los estados y ciudades TIENEN que recibir para recuperarse" de la pandemia del COVID-19. "(Trump) no es un rey. No puede 'quitar los fondos' a la ciudad de Nueva York. Es un ardid ilegal", opinó Cuomo.

Esta no es la primera vez que Trump intenta privar de fondos federales a las localidades que implementan políticas a las que se opone.

En 2017, trató de hacerlo con las llamadas "ciudades santuario", aquellas que se niegan a colaborar con las autoridades federales para deportar a inmigrantes indocumentados, pero los tribunales frenaron ese decreto de Trump al considerar que el presidente no puede decidir sobre presupuestos municipales.

En el último mes, Trump ha subido el volumen a su lema de "ley y orden" y lo ha convertido en una bandera electoral de cara a los comicios del 3 de noviembre, e insiste en denunciar a los "anarquistas" y "criminales" que han protagonizado altercados en las manifestaciones contra el racismo, sin distinguirlos de la mayoría que protestaba pacíficamente.

Alienta a los estadounidenses a votar dos veces

Trump alentó este miércoles a los residentes del estado clave de Carolina del Norte a poner a prueba la seguridad del sistema electoral de su estado al intentar votar dos veces en las elecciones de noviembre, una por correo y otra en persona. La sugerencia de Trump constituiría un delito grave bajo las leyes de Carolina del Norte además de un fraude electoral, que es precisamente el tipo de problema que el que presidente asegura querer evitar por todos los medios en los comicios del 3 de noviembre, en los que busca la reelección.

"Déjenles que lo manden (el voto por correo) y déjenles que voten, y si su sistema es tan bueno como dicen que es, entonces obviamente no podrán votar. Si no está tabulado, sí podrán votar", dijo Trump en declaraciones a los periodistas durante una visita a Wilmington (Carolina del Norte).

El mandatario repitió esa idea directamente a algunos de sus simpatizantes que le esperaban cuando aterrizó en esa ciudad, al decirles: "Envíen (su voto por correo) temprano y después vayan y voten (en persona). No pueden dejarles que les quiten su voto, esta gente está jugando a política sucia".

Trump ha insistido, sin pruebas, en que el voto por correo generalizado, que muchos estados están expandiendo debido a la pandemia -para evitar grandes multitudes el día de las elecciones-, puede dar pie a fraudes, a pesar de que numerosos estudios demuestran que eso es extremadamente improbable.

El mandatario solo justifica el voto por correo cuando los ciudadanos vayan a estar lejos del estado donde están empadronados el día de las elecciones, y ha defendido así el hecho de que él mismo ha usado ese método para ejercer el sufragio en el territorio donde tiene su residencia privada principal, Florida.

Según el diario The New York Times, Trump ha hablado en privado recientemente con sus asesores sobre esa idea de instar a la gente a votar dos veces, precisamente porque su entorno está preocupado de que la campaña del presidente contra el voto por correo pueda disuadir a sus propios simpatizantes de votar.

Durante una entrevista este miércoles con la cadena CNN, el fiscal general de EE.UU., William Barr, esquivó la pregunta de si Trump estaba incitando a una actividad ilegal al pedir que se vote dos veces, al asegurar que no conocía la legislación electoral del estado de Carolina del Norte.

Un portavoz de la junta electoral estatal de Carolina del Norte, Patrick Gannon, dijo al New York Times que el sistema electoral del estado evitaría que una persona vote dos veces, porque los trabajadores en las urnas tendrían acceso a registros que mostrarían que ese ciudadano ya ha ejercido su derecho por correo. "Votar dos veces intencionadamente es un delito grave", subrayó Gannon.

Carolina del Norte es uno de los estados donde las encuestas muestran una contienda más ajustada entre Trump y su rival en las elecciones de noviembre, el demócrata Joe Biden, que saca al presidente una ventaja de apenas 1,6 puntos porcentuales en ese territorio, dentro del margen de error, según la media de la web FiveThirtyEight.

RELACIONADO