Sanidad notifica 1.690 nuevos contagios sin incluir los 654 que ha comunicado la Comunidad de Madrid

El Ministerio de Sanidad ha contabilizado este miércoles otros 3.172 contagios de coronavirus y ha registrado, a falta de los datos de Madrid, que no los ha podido cargar, un repunte de los detectados en 24 horas hasta los 1.690, lo que eleva el total a 329.784 desde el inicio de la pandemia. Pese a que este recuento no incluye los datos de la Comunidad de Madrid, el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso ha comunicado por su parte 654 nuevos positivos confirmados por PCR en las últimas 24 horas, casi el doble de los 324 notificados el martes.

Según el balance ofrecido este miércoles por Sanidad, Aragón sigue encabezando la lista de casos diagnosticados el día previo con 306, y le sigue con 268 el País Vasco, comunidad que además ha depurado sus datos y eliminado duplicados. Andalucía se sitúa en tercer lugar con 202, por delante de Cataluña, que ha notificado 200.

Un balance que arroja en el cómputo global dos fallecidos menos que el martes, un total de 28.579, 65 de ellos en la última semana, sin contar los que haya habido en Madrid; 23 han perdido la vida en Aragón, 6 en Andalucía, 5 en la Comunidad Valenciana y Castilla y León, y 3 en Galicia y Castilla-La Mancha.

Aunque no ha podido volcar su información "por problemas técnicos", la Comunidad de Madrid ha informado de 654 nuevos positivos confirmados por PCR en las últimas 24 horas, casi el doble de los 324 notificados el martes, además de cuatro fallecimientos, cifra que permanece igual.

También suben los casos confirmados mediante PCR en siete días hasta los 24.524: en este caso, sería Cataluña, con 4.834, la región más afectada, seguida de Aragón (3.356); el País Vasco, (2.235), y Andalucía, (1.862). En el otro extremo está La Rioja, con 120, Asturias (160) y Extremadura (191).

Todo ello hace que la tasa de incidencia acumulada (casos diagnosticados por cada 100.000 habitantes), que en el conjunto de España es del 52,15, siga siendo muy dispar entre autonomías, y va del 254,38 de Aragón al 1099,14 de Navarra o el 101,23 del País Vasco al 15,64 de Asturias o el 17,89 de Extremadura.

Atendiendo a las dos últimas semanas, los casos se elevan a 45.532, lo que dispara la tasa de incidencia acumulada al 96,82.

Mientras, los enfermos que iniciaron síntomas en esta semana han sido 3.908, la mayor parte en Cataluña (995), por delante de Andalucía (406), Baleares (262), la Comunidad Valenciana (246) y Aragón (240).

El número de pacientes que han tenido que ser hospitalizados en la última semana son 864 frente a los 805 que se registraron en el balance de ayer, y suman ya 128.662 desde el inicio. Aragón se sitúa en primer lugar con 225 ingresos en 7 días, y le siguen la Comunidad Valenciana, con 98, y Andalucía, con 78.

Aquellos que han necesitado cuidados intensivos han sido 11.912, de los que 49 han sido ingresados en estas unidades en la última semana, la mayoría en Andalucía (7), además de la Comunidad Valenciana (6) y Navarra y Aragón, ambas con 5.

Con estas cifras, España se coloca en el duodécimo puesto mundial con más afectados, por detrás de Estados Unidos (5.064.171), Brasil (3.035.422), India (2.268.675), Rusia (897.599); Sudáfrica (563.598); México (480.278); Perú (478.024); Colombia (387.481); Chile (375.044); Irán (328.844) y Reino Unido (311.641).

Las CCAA recurren a nuevas medidas

Control en domicilios de casos positivos, cribados masivos, restricción de visitas en residencias o incluso prohibir fumar en la calle son algunas de las medidas restrictivas que las comunidades autónomas están contemplando tras este nuevo repunte de casos diarios.

Entre las medidas que las comunidades autónomas están recurriendo para intentar abordar este repunte de casos diarios, están la de hacer cribados masivos, como en Barcelona, que este miércoles ha decidido ampliar esos test en dos nuevos barrios de la ciudad condal -Torre Baró y Besòs- porque los realizados ya en varias localidades están resultando útiles para "perseguir" al virus. Con esta iniciativa "proactiva" se anima a la población de determinadas zonas a someterse a pruebas PCR, las más fiables, y es especialmente útil para detectar casos de personas asintomáticas que, precisamente por no presentar sintomatología, no tenían previsto hacerse el test ni acudir al médico.

Zaragoza ha comenzado este miércoles a realizar las visitas a domicilios de personas COVID positivo para ver si cumplen de forma correcta las medidas de aislamiento. El Equipo de Vigilancia Epidemiológica de cada centro de salud es el encargado de detectar los casos en los que, tras la encuesta epidemiológica telefónica, se generan dudas de que se esté realizando ese aislamiento.

Además, la capital aragonesa va a penalizar el botellón con multas de entre los 150 y los 600 euros. El Ayuntamiento de Pamplona se ha sumado también a la prohibición del botellón en las vías y espacios públicos de la ciudad, independientemente del número de personas que se congreguen y de la franja horaria en la que se desarrolle.

En Galicia, se estudia "la prohibición de fumar" en todo el territorio cuando se circule por la calle y no se pueda garantizar la distancia de seguridad y habrá una limitación en el número familiares y acompañantes en los hospitales del área de A Coruña, entre otras medidas que deben recogerse en una edición extraordinaria del Boletín Oficial de Galicia para entrar en vigor en las próximas horas.

La situación de las residencias en la Comunidad de Madrid ha hecho que el Gobierno madrileño esté valorando la necesidad de adoptar medidas de restricción de visitas familiares y cierre de algunas actividades en ellas.

Por su parte, Castilla y León ha solicitado al juez ampliar siete días más el aislamiento de Aranda de Duero (Burgos), aislada desde el pasado 7 de agosto, a pesar de que han bajado por primera vez los contagios desde que se adoptó esa medida. Se han registrado 325 PCR positivos, 54 menos que ayer.

También Cantabria se plantea endurecer medidas frente al COVID-19 y trabaja en un plan de contingencia sanitario en coordinación con los ayuntamientos por si hubiera que aislar zonas o municipios concretos, si llegara a darse esa necesidad, tras el aumento de los contagios y casos activos de COVID.

En cambio, Totana, en Murcia, sale de la fase 1 al registrarse un descenso en el número de casos positivos en la última semana, por lo que se puede entrar y salir del municipio y se suprimen las limitaciones horarias de comercios, que quedan como en el resto de la región.

En el capítulo de incidencias, la Policía de Málaga ha desalojado a 60 personas de una fiesta celebrada en una nave de un polígono industrial de Málaga, tras comprobar que se superaba el aforo permitido y en la que no se guardaban las medidas de seguridad de uso de mascarillas y distanciamiento social.

En Sevilla, el ayuntamiento de la ciudad ha cerrado preventivamente la piscina municipal del centro deportivo de Hytasa para su desinfección integral después de que un monitor haya dado positivo.