Acuerdo histórico para la recuperación de la UE y excelente para España y para Sánchez

Se mantienen los 750.000 millones del fondo, 390.000 en subvenciones y 360.000 en créditos, y no habrá vetos

No ha sido fácil ni todo lo que pretendían la Comisión Europea y 23 de los países de la UE -España incluida- frente a los cuatro países frugales que Holanda lideró en compañía de Dinamarca, Suecia y Austria, pero el acuerdo hallado en el seno del Consejo Europeo y anunciado por su presidente Charles Michel a las 5.15 de la mañana de este martes es un acuerdo de gran importancia e histórico para la UE. Y excelente para España.

Y una gran novedad que permite aprobar un fondo único de recuperación económica de la UE, tras el impacto de la crisis del COVID-19, tras cuatro largos días de difíciles negociaciones. Lo que se hace por un monto total de 750.000 millones de euros. Y lo que incluye por primera vez la emisión de deuda mutualizada por parte de la UE.

Estamos ante una buena noticia para la UE en general y para España en particular, lo que constituye un alivio para el Gobierno de Pedro Sánchez, que califico el acuerdo de ‘Plan Marshall’ porque los fondos le permitirán hacer frente a un tremendo otoño económico y social que está al llegar y redactar un esquema de Presupuestos para 2021 con mayor disponibilidad de fondos públicos españoles y europeos.

El fracaso de la Cumbre europea habría sido desastroso para la UE, España y para el Gobierno de coalición, de ahí la prudencia de Sánchez en la negociación sin buscar enfrentamientos y con una actitud que definió de ‘escucha activa’ y lanzando mensajes conciliadores al afirmar ‘que no hay países que sean más europeistas que otros’, lo que no es verdad porque Holanda y su tropa frugal dieron una exhibición de egoísmo e insolidaridad.

Sánchez estaba entre la espada y la pared pero el resultado final en el que pierde un 20% de ayudas directas y mejora un 20 en créditos (lo que va a incrementar la deuda de nuestro país) es con todo un buen acuerdo por más que no sea el esperado.

Un acuerdo mantiene la cifra total de los 750.000 millones de euros que ha propuesto a Comisión Europea pero que reduce en poco más del 20% el monto dedicado a los subsidios a fondo perdido que pasan de 500.000 millones a 390.000 millones. Al mismo tiempo que se incrementan fondos destinados a los créditos que pasan de los 250.000 a los 360.000 millones.

Así mismo, el Consejo Europeo ha acordado una fórmula para controlar el buen uso de los fondos y las reformas estructurales que deberán aceptar los países que reciban los fondos, con un sistema de mayoría cualificada y con la intervención de la Comisión y también con especiales advertencias a dos naciones, Polonia y Hungría, por si rompen la norma fundamental y democrática de respeto a la Justicia.

Finalmente, el acuerdo ofrece a Alemania, Holanda, Dinamarca, Austria y Suecia, países que más contribuyen a los Presupuestos de la UE, cheques de compensación por valor de 45.000 millones de euros. Los frugales han cambiado el reparto de los fondos pero no su montante total, y han cedido en todo lo demás.

Ahora solo falta la aprobación del acuerdo por el Parlamento Europeo en un trámite que con seguridad se pasará sin ningún incidente más.

RELACIONADO