Lambán culpa a los jóvenes del retroceso a la fase 2 en Aragón, que espera que sea breve

El presidente autonómico entiende "el malestar, incomodidad y preocupación" del sector de la hostelería y el turismo, pero subraya que es una decisión basada en la responsabilidad

El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha reconocido el malestar que ha podido causar en la hostelería y el turismo la vuelta a la fase 2 de la desescalada de determinadas zonas, entre ellas Zaragoza, que considera "ajustada" a la situación y que ha achacado a la falta de conciencia de la ciudadanía y juventud.

"Si los jóvenes no toman conciencia de que de su responsabilidad personal depende el futuro colectivo de la sociedad de la que forma parte, no habremos conseguido nada" ha advertido Lambán antes de participar en la presentación de la Estrategia Aragonesa de Recuperación Económica y Social a las federaciones territoriales de municipios.

Lo ha dicho después de que este lunes el Ejecutivo autonómico adoptara la decisión de que Zaragoza y su área de influencia y la ciudad de Huesca volvieran a una fase 2 "flexibilizada" de la desescalada tras detectarse el fin de semana 228 positivos de covid-19 en la Comunidad.

Unos territorios que se suman a la situación en que se encontraban las comarcas aragonesas limítrofes con Cataluña desde hace dos semanas.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha mostrado su respeto a las decisiones adoptadas en otras Comunidades pero ha asegurado que en Aragón son "ajustadas a la realidad" y basadas en las opiniones de los expertos y epidemiólogos de la Sanidad aragonesa que "están demostrando que surten efecto".

"Esto es lo que estamos haciendo y vamos a hacer, sin menoscabo al respeto a otras Comunidades autónomas", ha apuntado Lambán quien ha informado que permanece en contacto y dispuesto a colaborar con las regiones vecinas.

Lambán ha reconocido no obstante que pasar a la fase 2 es un "contratiempo" desde el punto de vista de vuelta a la normalidad económica y ha recordado que fue uno de los presidentes que reclamaban la vuelta "cuanto antes" a la normalidad, pero preservando la salud.

"Entiendo el malestar, incomodidad y preocupación" del sector de la hostelería y el turismo, ha reconocido Lambán pero ha insistido en que es una decisión basada en la responsabilidad, al tiempo que ha recordado que desde el punto de vista del turismo el Pirineo, numerosas comarcas y la provincia de Teruel "siguen abiertas sin restricciones y visitables con seguridad".

Tras asegurar al sector más afectado que el Gobierno no les va a dejar solos, se ha comprometido a que estas medidas sean en el periodo "más corto posible", lo que "depende del comportamiento de los jóvenes".

Es por lo que el presidente de Aragón espera que este tipo de medidas sirvan para que la juventud tome conciencia de la crisis sanitaria y que "la responsabilidad de unos pocos puede comprometer la seguridad de todos y causar quebrantos a la economía que no nos podemos permitir durante mucho tiempo".