Protestas en Lleida contra el confinamiento al grito de "Libertad" y "Torra, dimisión"

La Generalitat ha endurecido el confinamiento en Lleida y siete municipios del Segrià para contener los contagios

 

 

Decenas de personas se han concentrado esta noche en la plaza Ricard Vinyes de Lleida para protestar contra el endurecimiento del confinamiento anunciado para ocho municipios de la comarca del Segrià, entre ellos la ciudad de Lleida.

Pese a que se desconoce quién ha convocado la concentración, entre los manifestantes se encontraban los presidentes de las dos asociaciones de comerciantes más importantes de Lleida, Eje Comercial y Zona Alta, los cuales han rechazado la medida anunciada por el Govern.

Ambos presidentes, han pedido, en declaraciones a LleidaTV, que todos sus asociados abran mañana sus comercios y que sigan con la máxima normalidad posible su actividad, ya que las medidas establecidas ya se estaban cumpliendo hasta ahora.

Gritos de "Torra, dimisión"

Las medidas anunciadas por la Generalitat, que entran en vigor esta medianoche, no comportan el cierre de los comercios, pero sí obligan a establecer un sistema de cita previa en caso de comercios no alimentarios.

El presidente del Eje Comercial, Llorens González, ha pedido poder visitar el Hospital Universitario Arnau de Vilanova de Lleida por dentro, porque "tengo clientes que trabajan allí y me cuentan que la situación no es la que se explica", ha dicho.

Por su parte, el presidente de la Zona Alta, Josep Bellera, ha dicho no entender las razones del cierre de los bares y restaurantes, “cuando no se ha localizado ningún foco en estos establecimientos”. “La gente está muy quemada”, ha concluido Bellera.

Por su parte, las decenas de personas que se han desplazado hasta esta céntrica plaza de la capital del Segrià han coreado gritos de "Libertad" y consignas como “Torra dimisión” o “Torra, cierra Barcelona”.

La Generalitat endurece el confinamiento en Lleida

La Generalitat ha endurecido las restricciones en Lleida al aplicar desde esta medianoche a la capital de la provincia y a otras siete poblaciones de la comarca del Segrià una especie de confinamiento domiciliario parcial, todo ello para intentar contener el aumento de los contagios de COVID-19.

Cuando se cumplen ocho días del confinamiento perimetral decretado en esa comarca, cuya capital es Lleida y en la que viven unas 210.000 personas, los consellers Alba Vergés (Salud) y Miquel Buch (Interior) han anunciado este domingo nuevas medidas restrictivas extraordinarias en ocho poblaciones del Segrià.

Se trata de Lleida, Alcarràs, Aitona, La Granja de Escarp, Massalcoreig, Seròs, Soses, Torres de Segre y las entidades municipales descentralizadas de Sucs y Raima.