Los últimos hoteles abiertos en España echan el cierre

Sanidad dictó el 19 de marzo una orden por la que declaraba el cierre de los establecimientos de alojamiento turístico en el plazo de siete días

Los últimos hoteles que aún permanecían abiertos en España han echado su cierre este jueves en cumplimiento de la orden de suspensión de la apertura al público de establecimientos de alojamiento turístico mientras dure el estado de alarma por la pandemia del Covid-19.

Aunque el plazo dado para el cierre de los establecimientos de alojamientos turístico se cumple este jueves, muchos hoteles fueron adelantando la suspensión de su actividad ante la falta de demanda por las restricciones a la movilidad establecidas en España y otros países afectados por la pandemia.

El Ministerio de Sanidad dictó el pasado 19 de marzo una orden por la que declaraba el cierre obligatorio de hoteles, establecimientos turísticos, cámping, aparcamientos de caravanas y alojamientos de corta estancia en el plazo máximo de siete días naturales, permitiendo, así, que los últimos clientes pudieran abandonar sus instalaciones de forma progresiva y ordenada.

Según esta orden, queda permitida la apertura al público de aquellos establecimientos turísticos que alberguen clientes que, en el momento de declaración del estado de alarma, estén hospedados de manera estable y de temporada, aunque no podrán admitir a nuevos huéspedes hasta que finalice la suspensión del estado de alarma.

Posteriormente, el Gobierno ha declarado como servicio esencial a más de 300 alojamientos turísticos distribuidos por todo el territorio nacional para atender a los trabajadores de sectores específicos, cuya lista aún está en proceso de ajustes, además de que varios hoteles han sido medicalizados para poder acoger a pacientes con Covid-19.