Los médicos denuncian a Sanidad ante el Supremo por la falta de material de protección

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos solicita "medidas cautelarísimas" para que el ministerio provea a los centros de batas impermeables, mascarillas FPP2, FPP3 y gafas de protección, entre otras cosas

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) ha presentado una denuncia ante el Tribunal Supremo en la que solicita que requiera al Ministerio de Sanidad la distribución de material de protección entre el personal sanitario, “dada la situación de emergencia sanitaria” por el COVID-19.

CESM solicita que “sin más trámites y en el plazo de cinco días se dicte auto por el que con estimación total de la denuncia se acuerden las medidas cautelarísimas de requerir al ministerio que se provea con carácter urgente e inmediato, en el término de 24 horas, en todos los centros asistenciales públicos o privados” de ese material, ha informado en un comunicado.

En el texto de la denuncia, presentada en la Sala de lo Contencioso Administrativo del Supremo solicitando, el sindicato manifiesta que las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y del Ministerio de Sanidad “son claras” sobre la necesidad de proveer a los profesionales sanitarios de medidas y elementos para que puedan realizar su trabajo de forma segura.

Batas impermeables, mascarillas FPP2, FPP3, gafas de protección y contenedores de grandes residuos son algunos de los elementos que, según el sindicato, deben proporcionarse.

La medida se ha tomado después de que todos los sindicatos autonómicos estén denunciando falta de material para sus profesionales, pese a que las administraciones anuncian que están trabajando para solventarlo.

“La urgencia hace necesario que en estos momentos se busquen todos los medios posibles para que los trabajadores sanitarios no se conviertan en un vector más de riesgo, de ahí que exijamos al juez que obligue al Ministerio a actuar en consecuencia”, concluyen.