La Comunidad de Madrid da luz verde al esperado ‘Madrid Nuevo Norte’

Generará 250.000 empleos y contempla la construcción de 10.500 viviendas

El gabinete del gobierno madrileño, que ha celebrado una reunión telemática, ha estudiado el informe favorable que por unanimidad emitió la semana pasada la Comisión de Urbanismo sobre la aprobación de este proyecto urbanístico.

Esta iniciativa contribuirá a que la región, y especialmente la capital, se convierta en un referente del urbanismo del siglo XXI con las últimas tendencias en movilidad, eficiencia energética y sostenibilidad ambiental, han señalado las fuentes.

Tras veintiséis años de bloqueo de este proyecto y en el contexto de la actual crisis del coronavirus, el Gobierno regional quiere que Madrid Nuevo Norte vuelva a despertar ilusión en los madrileños y está convencido de que supondrá un ejemplo de cómo en circunstancias difíciles mantiene firmes sus compromisos.

Este proyecto, según el Ejecutivo madrileño, volverá a situar a la Comunidad de Madrid como motor económico del país, donde los empresarios e inversores nacionales y extranjeros desarrollarán sus planes de futuro.

Madrid Nuevo Norte supondrá 250.000 nuevos empleos durante los próximos años: hasta 130.000 puestos de trabajo directos y otros 120.000 empleos indirectos derivados de actividades complementarias que se generen en torno al proyecto.

El proyecto, en cifras

El proyecto contempla la construcción de 10.500 viviendas por parte de la empresa Distrito Castellana Norte (DCN), el 24 por ciento de ellas con protección pública.

Asimismo, se incluye la remodelación de la estación ferroviaria de Chamartín, donde Adif ya ha puesto en marcha el ‘macroproyecto’ de reforma y transformación de la estación estimado entre 800 y 1.200 millones de euros, con el lanzamiento de un concurso internacional para definir el diseño de la que será “la mayor de España y en una de las mayores y mejores de Europa”.

A ello se suma la creación de un nuevo centro de negocios anexo, dentro de un ámbito que comprende 3 millones de metros cuadrados. Además, se contemplan tres nuevas estaciones de Metro y tendrá un peso de más de 230.000 millones de euros en el PIB de la Comunidad de Madrid.

También se establece un gasto para las administraciones públicas en su conjunto, de 2.452 millones de euros y unos ingresos de 3.762 millones, lo que representa un saldo a favor de las administraciones de 1.310 millones de euros.

Por otro lado, durante la construcción se generarán 63.000 empleos directos, 31.000 indirectos y 23.000 inducidos, lo que representa un empleo total estimado durante la fase de construcción, de 117.792 empleos, según los datos que estiman.

Una vez concluido, y en el funcionamiento cotidiano del ámbito, se considera que se generan 94.050 empleos en la zona con una población de 27.441 habitantes, por lo que será un ámbito utilizado por 121.491 personas de forma habitual.

La inversión movilizada se establece en 2.800 millones de euros dedicados a nuevas infraestructuras en el ámbito, a lo que se añadirá la inversión en dotaciones y equipamientos públicos con una inversión por valor de 488,2 millones de euros y la inversión en construcción de las edificaciones por importe estimado de 4.022,7 millones, lo que representa una inversión total de 7.3042,2 millones de euros destinados a la materialización del proyecto.

Su desarrollo aportará a la ciudad cerca de medio millón de metros cuadrados de nuevos parques urbanos y zonas verdes entre los que se encuentra un gran parque de 120.000 metros cuadrados que ocupará parte del espacio recuperado por la cubrición de las vías de la red ferroviaria, lo que posiblemente sea en el futuro un nuevo espacio de referencia en la ciudad.

Además se dotará de más de 1,3 millones de metros cuadrados de nuevas redes públicas de transporte, zonas verdes y equipamientos, tanto al servicio del ámbito como de toda la ciudad.