Pedro Barato: “Planas tiene capacidad para acometer nuestras demandas; otra cosa es que sus compañeros de gabinete le dejen”

Agricultores y ganaderos no pueden más. Los precios están hundidos, el constante aumento de los costes se ha visto agravado ahora por el incremento del SMI que afecta de forma directa al campo. Además, a la mala cosecha por la sequía del año pasado, se añade la previsión de un año catastrófico por las inundaciones de este año, los aranceles de Trump como consecuencia de la guerra entre Boeing y AirBus o por las importaciones masivas de países terceros. No se acaban aquí los temores. Bruselas va a presentar una serie de medidas el próximo 31 de marzo que impone más exigencias a los agricultores sin tener previstas nuevas ayudas. El campo ha estallado.

El Presidente de la principal organización agraria española, ASAJA, Pedro Barato, tiene la seguridad de que el ministro de Agricultura podría tomar medidas para paliar de forma efectiva la crisis, pero duda de que le dejen hacerlo sus compañeros del Consejo de Ministros ya que las medidas tienen que ser “transversales”.

1. La subida del SMI ha sido la gota que colma el vaso para la gente del campo pero lo que reivindicáis es algo histórico? ¿Qué es lo que ha cambiado?

Seguimos reivindicando las mismas cosas de antes porque no se han solucionado. Se han reivindicado con el PP y con el PSOE muchas cosas y otras no, porque aún no estaban encima de la mesa, como reforma de la PAC. Ahora lo que estamos diciendo es que queremos como mínimo el presupuesto que tenemos, que no nos recorten nada. Y queremos negociar los aranceles que también es un tema que se produce de ahora. Cuando se impuso el cupo ruso, por ejemplo, lo reivindicamos; pero no se consiguió nada en ese momento. Es una mala noticia tras otra.

2. Ahora estáis haciendo una piña con los demás sindicatos agrarios para reivindicar vuestras demandas, algo que no era habitual hasta ahora. ¿Os supone más presión para lograr vuestros objetivos?

En lo más importante. Siempre hemos estado de acuerdo con los sindicatos y ahora la sociedad entiende mejor esta unión. Antes estábamos unidos cuando íbamos a Bruselas y ahora lo hacemos también en los temas urgentes de aquí.

3. Supongo que de esta forma lográis conseguir más presión…

Si, y así además no nos dicen que si somos algunos de derechas o de izquierdas o que unos somos blancos y otros son de otro color. Que si politizamos.

4. Aunque algunas voces de izquierdas dicen que estáis apoyando al PP…

Pues si nos hacen caso, apoyamos al PSOE…

5.-Habéis sido muy críticos con el ministro Planas ¿Creéis que tiene capacidad de maniobra para acometer las demandas de la gente del campo?

Creo que él tiene capacidad, pero otra cosa es que sus compañeros de gabinete le dejen. Hay soluciones que no solo pasan por el ministerio de Agricultura. Hay temas que Economía, Transición Ecológica o del ministerio de Trabajo y Seguridad Social que no tienen que torpedear. Es más incluso, hay decisiones que tienen que tomar, que las tomen. Hay temas claramente interministeriales. Pero que lo hagan.

6. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dicho hoy que las grandes distribuidoras tienen que hacer una autocrítica con los precios. ¿Es eso suficiente? Da la sensación de que está tirando balones fuera…

No sé si deberían hacer una autocrítica, pero aquí una de las reivindicaciones fundamentales es la política de precios que tienen dos facetas importantes. Uno, el precio pagado por el agricultor y el pagado por el consumidor y la cadena tiene que funcionar de forma clara y debe ser un reparto más justo. Y dos, que para conseguir unos precios más ajustados no sólo es el precio sino también los gastos de electricidad, de gasóleo o los gastos sociales que podrían ser más razonables y podrían ayudar desde el Gobierno. Está en su mano. No hay que olvidar que los precios de los cereales, por ejemplo, se mantienen igual desde hace 20 años.

7. Entonces no habláis de regular el mercado de la distribución sino de los costes de producción…

Hablamos de que en líneas generales que el agricultor tiene que recibir un precio más justo de lo que reciben por su producción. Y ahí hay dos vías, el reparto del precio desde el principio hasta el final en la cadena de valor y no vender a pérdidas.

Segundo, cuando hablamos de precios hay que hablar de cuánto valen las cosas. Y para ello hay que hacer un análisis de cuento cuesta producirlo. Y una vez que lo sabemos por parte de las consejerías de agricultura y del ministerio marquen los precios, pero nunca por debajo de los costes de producción.

8. ¿Cuál es vuestra reivindicación de cara a las nuevas negociaciones de la PAC?

Como mínimo queremos que obtenga el compromiso por parte del Gobierno de Sánchez de tener el mismo presupuesto que teníamos hasta ahora. Y como máximo que se logrará un 1,15 o 1,20% del presupuesto de la UE.

9. ¿Vais a seguir con las manifestaciones hasta que de verdad haya intención por parte del Gobierno clara o algún compromiso con los distribuidores?

Las manifestaciones están en marcha y seguiremos adelante. Están previstas marchas en Córdoba el 13 y 14; en Asturias, el 14; Navarra el 19; Murcia y Baleares el 21; Sevilla el 25; el 22 Tarragona. Así que las marchas continúan. Hay cosas que entendemos que no se pueden hacer de un día para otro como cambiar una Ley, pero, por ejemplo, llevamos reivindicando desde el Gobierno anterior que se aplique una ley que se aprobó 17 de maromo de 2018 sobre las tarifas eléctricas. Se recogía que los regantes contaran con dos tarifas anuales en función de las necesidades de riego. Y resulta que ahora solo tenemos una tarifa y tenemos que pagar lo mismo, aunque no reguemos. Esto no necesita más que tres días para que se ponga en marcha.

10. Tras las manifestaciones de partidos como Ciudadanos o Vox empiezan a hacer proposiciones no de Ley para mejorar la situación de las personas que trabajan en el campo. Sin embargo, no se habían tomado muchas molestias hasta ahora ¿cree que es oportunismo?

Esta es la historia política que tenemos en nuestro país. Sin embargo, todo lo que se haga si es para favorecer al campo, bienvenido sea. Si es para otros argumentos ya no lo vemos tan bien.

RELACIONADO