Cilic acaba con la racha de Bautista y le deja fuera de los octavos del Abierto de Australia

El jugador de Castellón no perdía un partido desde que cayese en su debut en las Finales de la Copa Davis ante el ruso Andrey Rublev

El tenista español Roberto Bautista se despidió este viernes de su andadura en el Abierto de Australia, primer ‘Grand Slam’ de la temporada, después de caer en la tercera ronda ante el croata Marin Cilic en cinco sets por 6-7(3), 6-4, 6-0, 5-7 y 6-3.

El jugador de Castellón no perdía un partido desde que cayese en su debut en las Finales de la Copa Davis ante el ruso Andrey Rublev y había encadenado diez victorias consecutivas, una racha que se frenó ante el balcánico, finalista en Melbourne en 2018 y que se tomó la revancha de la pasada edición cuando fue eliminado por su rival en octavos de final y también en un duelo largo.

Ambos no se habían vuelto a ver las caras desde aquél partido y repitieron cuatro horas de ‘batalla’ que se decantó en esta ocasión del lado del balcánico, que está intentando volver a ser el de años atrás y que supo controlar bien el refuerzo que supuso la remontada del español en el cuarto parcial.

Cilic conectó 76 ganadores, con 24 saques directos, y fue mucho más sólido con su servicio, que no perdió hasta el cuarto set y con el que no dio opciones en la quinta y definitiva manga a un Bautista al que le faltó sobre todo aprovechar mejor sus opciones de rotura.

Los servicios se impusieron en el primer parcial y sólo hubo dos oportunidades, una para cada uno, al resto. El castellonense no la aprovechó con 4-4 y el croata tampoco sacó partido a la suya, que además era bola de set, con 6-5 arriba y acabó cediendo la manga en la ‘muerte súbita’.

El duelo continuó igualado en el segundo set, pero Bautista tuvo un prometedor 15-40 con 3-2 a su favor, que no pudo confirmar por una serie de errores no forzados. El de Medjugorje, en cambio, sacó un gran partido a su primer ‘break’, en el noveno juego y a partir de ahí cambió totalmente el encuentro.

El campeón del US Open de 2014 igualó el partido y arrolló por momentos al de Castellón, que perdió un total de once juegos consecutivos para ceder con un duro ‘rosco’ el tercer parcial y verse ya con rotura abajo en el cuarto. El croata tuvo opción de un segundo ‘break’, pero el español lo salvó y una serie de errores de su rival le permitieron su primera rotura del partido para recuperar la desventaja.

Bautista continuó salvando momentos delicados y volvió a encontrar un resquicio en el poderoso saque del croata cuando se atisbaba otra ‘muerte súbita’ y llevó el partido al quinto y definitivo set. Sin embargo, Cilic cortó cualquier intento de remontada con una rotura nada más empezar y su saque hizo el resto, sentenciando el adiós del español con una nueva rotura.