El Corte Inglés pide autorización al Banco de España para crear su propio banco universal

La empresa quiere que sus clientes puedan utilizar sus tarjetas, que actualmente solo pueden usar en grandes almacenes y tiendas del grupo, para pagar cualquier tipo de compra

El Corte Inglés ha solicitado permiso al Banco de España para crear su propio banco, con el que quiere introducirse en el mundo financiero para dar un servicio universal a todos sus clientes, según informa este lunes ‘El Confidencial’. La información de este diario avanza que la iniciativa contaría con el apoyo del Banco Santander, que actualmente posee el 51% del capital de la Financiera El Corte Inglés, que presta dinero a los cliente de los grandes almacenes para pagar sus compras a plazos.

Lo más llamativo del nuevo proyecto de El Corte Inglés es que los clientes podrán utilizar sus tarjetas, que actualmente solo pueden utilizar en los centros del grupo, para pagar cualquier tipo de compra.

En esa misma línea, la compañía que dirige Marta Álvarez quiere extender con la ayuda de la entidad bancaria la aprobación de préstamos a cualquier tipo de cliente, sea o no titular de la tarjeta de la compañía, y cualquier tipo de operaciones, desde financiar un coche a un máster. 

Pero el ‘proyecto’ no solo se quedaría ahí. Según las mismas fuentes, la compañía ha pedido autorización al Banco de España para dar servicios de ‘confirming’ y ‘factoring’ a empresas y para dar préstamos a pymes y proveedores ajenos.

El último de los sectores en los que la empresa quiere entrar es el de la gestión de patrimonios, completando una oferta que ya incluye los seguros.