Casi 400 inmigrantes rescatados en aguas españolas desde el jueves

Salvamento Marítimo ha rescatado este domingo una patera en el mar de Alborán con 93 personas

Un total de 388 inmigrantes han sido rescatados desde la tarde del jueves en aguas españolas cuando intentaban alcanzar las costas de nuestro país embarcados en pateras.

Salvamento Marítimo ya ha trasladado a 126 inmigrantes al puerto de Almería, entre ellos 21 mujeres y cuatro menores. Todos ellos fueron rescatados por la embarcación “Salvamar Spica”, que cuando el pasado día 5 se dirigía a la isla de Alborán para recoger a 49 varones fue alertada de otra patera y rescató a 77 inmigrantes.

El viernes 6 fue localizada en alta mar, a unas 50 millas al sur de Gran Canaria, una patera con 26 personas, que fueron evacuadas por Salvamento Marítimo al puerto de Arguineguín.

También a Canarias, pero esta vez al puerto de Los Abrigos, en Granadilla de Abona, al sur de Tenerife, fueron llevados 26 inmigrantes rescatados en el mar, entre ellos una mujer embarazada y dos menores.

Ya el sábado, Salvamento Marítimo auxilió en aguas cercanas a Fuerteventura a 37 inmigrantes que se dirigían hacia esa isla en una patera, entre ellos cuatro menores, que recibieron las primeras asistencias en el puerto del Gran Tarajal de la citada isla.

De nuevo en Andalucía, este domingo Salvamento Marítimo ha rescatado a 80 inmigrantes que viajaban a bordo de una patera de madera por el Estrecho con rumbo a la costa gaditana.

Ha sido una embarcación de la Guardia Civil la que ha dado el aviso al centro de coordinación de Tarifa (Cádiz) poco antes de las 9:00 horas.

Asimismo, Salvamento Marítimo ha rescatado también este domingo una patera que se encontraba en el mar de Alborán con 93 personas de origen subsahariano a bordo, entre ellas trece mujeres, que han sido trasladadas al puerto de Motril (Granada).

La embarcación fue inicialmente localizada por el avión “Cuco” de la Guardia Civil y posteriormente rescatada por la “Salvamar Hamal”.

Por otra parte, la guardia costera de Marruecos arrestó a un grupo de 192 inmigrantes irregulares que viajaban a bordo de una embarcación que se dirigía hacia el norte, con toda probabilidad a Canarias.