Casado: ‘Sánchez ni siquiera nos ha llamado, ha cerrado la puerta con estruendo’

El líder de los populares, Pablo Casado, ha asegurado que “no vamos a ser partícipes de su reiterada propuesta de un gobierno radical y con la interlocución con los independentistas”. Descarta así, la idea de llegar a ningún acuerdo con Pedro Sánchez, tras el pacto con Pablo Iglesias, y ha pedido que asuma sus responsabilidades. “Para este viaje, no hacia falta estas alforjas”, ha advertido. Por ello, ha señalado “la urgencia” de que vuelva el PSOE “sensato” y que “se vaya” porque Sánchez “es el tapón”. Y ha añadido que “ahora deberá explicar cómo salir del laberinto en el que él mismo se ha metido”. 

Además, en Génova se han sentido profundamente heridos por la “deslealtad institucional” de Pedro Sánchez al no devolverle la llamada a Pablo Casado que le hizo el domingo y el lunes, Sánchez simplemente acusó recibo a través de un mensaje. También están molestos por conocer el acuerdo con Pablo Iglesias por la prensa. Fuentes populares consideran que lo “lógico” hubiera sido que se lo hubiera comunicado antes lo que significa que “se han roto todos los puentes”.

En este sentido, ha advertido de que “nosotros estamos a la altura de las circunstancias y  él ni nos ha llamado. No podrá decir que no le quedaba otra opción”. Ahora va a llamar al resto de las fuerzas políticas pero “es evidente que cierra la puerta con estruendo al PP” ya que ha optado por la vía la interlocución bilateral con el Govern.

“Ahora lo que tenemos que decir es que es muy preocupante” y ha dicho que ahora van a enarbolar una “oposición que sea firma y rotunda”. Pero en el caso de que este acuerdo no fuera bien, “el PP está con los españoles para presentar una alternativa de futuro alejados de los extremistas y de los radicales de Podemos”.

El dirigente popular, ha lamentado que si “Sánchez tiene esta capacidad de formar un gobierno es por que no ha habido España Suma”. Según sus datos si Ciudadanos se hubiera unido con el PP habrían obtenido 118 escaños frente a los 115 del PSOE.

Así, ha insistido en que solo habrá una alternativa a la izquierda si el centro derecha se “une” porque Sánchez se “ha aprovechado de esta fragmentación”, y ahora, “nos hemos quedado solos en la defensa de la fragmentación”.

“Sánchez está de acuerdo con la radicalidad de la izq y no como los históricos del PSOE”, ha lamentado y eso “no es bueno para España”. Por ello, desde el PP, ha dicho que actuaremos con “ firmeza, patriotismo y responsabilidad”.

Pablo Casado se ha ido tras la rueda de prensa, que ha sido una declaración sin preguntas, a almorzar con los dirigentes autonómicos como siempre que se celebra el Comité Ejecutivo Nacional.

Sánchez tenía el acuerdo ya planificado

El preacuerdo del PSOE con Podemos ha dejado descolocado a los dirigentes del PP que ya se planteaban intentar un pacto con Pedro Sánchez de gran coalición en la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP presidida por el líder de los ‘populares’, Pablo Casado.

Las reacciones a la salida de algunos de los barones no se han hecho esperar y han coincidido en que Sánchez ya lo tenía todo calculado y que eso demuestra que no “es de fiar”.

El primero en lamentarlo ha sido el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo quien además ha señalado que si hubiera estado Felipe Gonzalez o Alfredo Pérez Rubalcaba ya habría habido un acuerdo entre PP y PSOE: “hubiera sido inmediato”.

“Sánchez lo tenia ya todo preparado desde hace 48 por eso ha desechado al PP y no ha llamado a Casado”, ha afirmado el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno Bonilla.

Por su parte el presidente de la Junta de Castilla León, Alfonso Fernández Mañueco ha lamentado que “Sánchez ha movido la ficha equivocada”.

En la reunión la portavoz del Grupo Popular en el Congreso incluso había ido más allá y defendió un “gobierno de concentración constitucional”, según fuentes presentes en el comité.