Los republicanos presionan a Trump tras la retirada de Siria: “Será su mayor error si no rectifica”

El presidente asegura que le "gustan" los kurdos, pero que no está obligado a protegerlos: "No nos ayudaron contra los nazis"

Las críticas de los republicanos se intensificaron este miércoles contra el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, por su decisión de retirar las tropas de Siria ante la ofensiva militar turca contra las milicias kurdosirias, lo que llevó al mandatario a elevar sus amenazas a Ankara con “más sanciones” si su ataque tiene un efecto “inhumano”.

Uno de los principales aliados de Trump en el Congreso, el senador Lindsey Graham, consideró que este puede ser “el mayor error de su Presidencia”.

“Espero que él (Trump) esté en lo cierto. No creo. Sé que todos los militares le han dicho que no haga esto, así que si sigue adelante con esto, sería el mayor error de su Presidencia”, dijo Graham a la cadena de televisión Fox News.

El legislador advirtió de que el repliegue estadounidense del norte de Siria deja a los kurdos expuestos, con lo que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) podría reactivarse, y el culpable sería Trump.

Estados Unidos inició su intervención militar en Siria en septiembre de 2014, meses después de que el EI proclamara un califato en este país e Irak.

La participación de Estados Unidos en la lucha contra el EI en Siria e Irak ha sido en el marco de la coalición internacional que, en el caso sirio ha prestado apoyo a las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), una alianza armada encabezada por las milicias kurdas, que ha sido la bestia negra para los yihadistas.

Sin embargo, Turquía considera a dichas milicias como terroristas por sus vínculos con el Partido de los Trabajadores del Kurdistán, la proscrita guerrilla secesionista que opera en suelo turco, y el presidente Recep Tayyip Erdogan anunció este miércoles el inicio de una ofensiva contra ellas en el noreste de Siria.

Poco después de que Erdogan informara del comienzo del ataque, Graham criticó la postura de Trump en Twitter. “El aislacionismo estadounidense: No funcionó antes de la IIGM (Segunda Guerra Mundial), No funcionó antes de 9/11 (los atentados terroristas del 11S), No funcionará ahora”, tuiteó el senador.

Graham adelantó que liderará “el esfuerzo del Congreso para hacer que Erdogan pague un alto precio” si el EI vuelve a aparecer.

El domingo por la noche Trump anunció la retirada de las tropas de EEUU que quedaban en Siria tras una conversación telefónica con Erdogan.

Este miércoles, el mandatario estadounidense volvió a defender su decisión, pero señaló que el ataque turco es “una mala idea”.

Estados Unidos se ha gastado OCHO BILLONES DE DÓLARES luchando y patrullando en Oriente Medio. Miles de nuestros Excelentes Soldados han muerto o han resultado malheridos. Millones de personas han muerto en el otro lado. ¡IR A ORIENTE MEDIO ES LA PEOR DECISIÓN QUE SE HA HECHO EN LA HISTORIA DE NUESTRO PAÍS!, dijo Trump en Twitter.

Trump añadió que ha sacado a los 50 soldados de Estados Unidos que aún quedaban en Siria y reiteró que Ankara debe hacerse cargo de los combatientes del EI que están en manos de las FSD si estas los abandonan.

Además, en un comunicado, el presidente reiteró que Estados Unidos no respalda el ataque turco y subrayó que “le ha dejado claro a Turquía que esta operación es una mala idea”.

Asimismo, destacó que Ankara se ha comprometido a proteger a los civiles, las minorías religiosas y a garantizar que no se produce ninguna crisis humanitaria, además de evitar que el EI se reactive y a mantener cautivos a los prisioneros de este grupo extremista.

“Esperamos que Turquía cumpla todos estos compromisos y continuaremos vigilando la situación de cerca”, dijo Trump.

Más tarde, en declaraciones a los periodistas en la Casa Blanca, Trump insistió en que “aniquilará la economía” de Turquía si extermina a los kurdos en Siria.

“Le he dicho al presidente Erdogan que haré mucho más que sanciones (…) Estoy de acuerdo con las sanciones, pero haré algo mucho más duro” si actúa de forma “inhumana” con los kurdos, apuntó el mandatario estadounidense.

“Veremos cómo lo hace (Erdogan). Puede hacerlo de forma suave, puede hacerlo de forma muy dura, pero si lo hace de forma injusta, va a pagar un precio económico muy grande“, advirtió el presidente, que el martes anunció que recibirá en la Casa Blanca a su homólogo turco el próximo 13 de noviembre.

“Me gustan los kurdos, pero no combatieron contra los nazis”

Por otro lado, Trump también dijo que le “gustan” los kurdos de Siria, pero argumentó que no tiene ninguna obligación de protegerlos porque ellos no combatieron junto a Estados Unidos contra la Alemania nazi. “No nos ayudaron con la Segunda Guerra Mundial. No nos ayudaron con Normandía”, alegó el mandatario.

También subrayó que Turquía lleva “siglos” combatiendo contra los kurdos y quiere “devolverlos a allí de donde vinieron”, y que Estados Unidos ya lleva demasiado tiempo implicado en esa batalla. “Esto es como Israel y los palestinos, pero quizá el odio es aún mayor”, opinó Trump.

Preguntado por qué ocurrirá si la ofensiva brinda a los reclusos del Estado Islámico en la zona la oportunidad de escapar de los campos de detención, Trump respondió: “Se escaparían a Europa, allí es adonde quieren ir”.

Trump recibirá en la Casa Blanca a Erdogan el próximo 13 de noviembre y, al anunciar la visita, consideró que la relación con Turquía, miembro de la OTAN y socio comercial de EEUU, ha sido “muy buena”.

Las relaciones entre Ankara y Washington han sufrido varios altibajos en los últimos años, especialmente desde la fallida asonada de 2016 contra Erdogan, ya que Turquía reclama la extradición del predicador turco Fethullah Gülen, al que culpa del golpe de Estado y que vive en Pensilvania (EEUU).

RELACIONADO