Presunta compra de votos del PSOE en Andalucía: Casado pide explicaciones por este fraude que Montero ‘desconoce’

El primer teniente de alcalde socialista del pueblo sevillano de Huévar de Aljarafe hasta las pasadas elecciones, Francisco Martín González Bejarano, habría comprado votos casa por casa a cambio de trabajo en el Ayuntamiento, según informa este miércoles el diario 'ABC'. Este 'modus operandi' quedaría demostrado tras la aparición en el municipio gobernado por el PSOE durante 36 años de decenas de manuscritos atribuidos al citado González Bejarano, mano derecha de la exalcaldesa socialista, Áurea María Borrego Moreno. Un fraude electoral por el que el presidente del PP, Pablo Casado, ha reclamado explicaciones este miércoles al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y que ha sido negado por la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, que asegura que "jamás" ha "visto ni presenciado ni conocido" ningún caso de compra de votos por parte de los socialistas en Andalucía.

El presidente del PP, Pablo Casado, ha reclamado este miércoles a Sánchez que dé explicaciones sobre la “red clientelar que compraba con dinero público los votos de sus vecinos” en este pueblo sevillano, y sobre “dónde más ha pasado” esto.

El líder popular ha criticado la Operación 1.000, por la que responsables socialistas se habrían dedicado a “comprar 1.000 votos en un Ayuntamiento de 3.000 habitantes para conseguir ganar las elecciones”, y ha dicho que “esto es la punta del iceberg”, pues han encontrado los documentos porque se les rompió la trituradora y cambiaron la cerradura de los despachos. “Esto es lo que ya sospechaba toda España: que en la Junta de Andalucía, con los gobiernos de Chaves, Griñán y Susana Díaz, dos de ellos en el banquillo acusados por corrupción, había una red clientelar que compraba con dinero público los votos de sus vecinos”, ha aseverado Casado.

En su opinión, se trata de “algo terrible que no se veía en España desde época de Romanones”, por lo que Sánchez tiene que explicar qué va a pasar con las personas “implicadas en la compra de votos a cargo del erario público”, ya que esto ha ocurrido mientras él era secretario general del PSOE. “Pedro Sánchez no puede eludir una explicación, y sobre todo también una rendición de cuentas de por qué ha pasado esto, dónde más ha pasado y cuánto tiempo ha venido pasando”, ha aseverado.

Casado ha añadido que esto se une a la Comisión de la Faffe, donde Susana Díaz tendrá que explicar “por qué los cursos de formación para parados también se utilizaron para comprar voluntades políticas”, y al “escándalo de los ERE”, que ya está siendo juzgado con dos expresidentes acusados.

Ha defendido que el nuevo presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno (PP), en apenas diez meses ha puesto en marcha una comisión de investigación parlamentaria y una agencia “para acabar con esa red de 5.000 millones de euros defraudados”, que ya afecta a cinco centenares de implicados de partidos políticos de izquierdas y fuerzas sindicales.

Montero: “Jamás he visto ni conocido una compra de votos en Andalucía”

Por su parte, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha asegurado este miércoles que “jamás” ha “visto ni presenciado ni conocido” ningún caso de compra de votos por parte de los socialistas en Andalucía, como publica el diario ABC.  En una entrevista con EFE, Montero señala que en los muchos años que ha estado en política en Andalucía “jamás” ha visto ni presenciado ni ha tenido conocimiento de ninguna “situación de este tipo”.

Y a quienes denuncian este asunto les ha recomendado que acudan a los tribunales para que diluciden si ha habido o no fraude electoral.

Ha recordado en este sentido que los socialistas han recurrido a los tribunales en otras ocasiones como en los casos Púnica y Gürtel, y la justicia dictaminó que el PP acudía a las elecciones “dopado”.

En este caso, ha insistido, hay que “esclarecer los hechos”, pero también ha reiterado que nunca ha visto ni ha sabido de prácticas como las que se denuncian en la información publicada.