California limita por ley las subidas de los alquileres por la crisis de vivienda

La cifra de personas sin hogar se ha disparado en el estado y la mayoría de los jóvenes no se pueden emancipar

El gobernador de California, Gavin Newsom, rubricó este martes una ley que limita el aumento de los precios del alquiler de apartamentos y de algunas casas en todo el estado, y restringe asimismo los argumentos del propietario que obligan a un inquilino a desocupar la vivienda. Las principales razones para estas medidas son el aumento en el porcentaje de jóvenes que no pueden emanciparse en California y el significativo ascenso en el número de personas sin hogar. Y es que, a pesar de ser considerado uno de los motores económicos más importantes en el mundo, California tiene la mayor tasa de pobreza de Estados Unidos. Actualmente, solo en Los Angeles hay 59.000 personas viviendo y durmiendo en la calle, según la Autoridad de Servicios para Personas sin Hogar de ese condado.

La ley AB1482 fue firmada en la ciudad de Oakland por el gobernador, quien defendió la medida bajo la razón de que el costo de la vivienda ha venido a ser “el tema sobre todos los temas”. “Estamos liderando la nación”, aseguró Newsom. “Y necesitamos seguir poniendo esta energía para generar nuevas unidades de vivienda”, agregó.

El tope máximo de aumento anual de las rentas en la próxima década será del 5 % más el índice de inflación, según la nueva ley que empieza regir el 1 de enero de 2020 y expira en el 2030.

El tope de renta establecido por la “Ley de Protección al Inquilino de 2019”, como se denomina la medida, afecta a los edificios de más de 15 años construidos y sólo a aquellas viviendas propiedad de corporaciones u otras entidades de inversión.

Según calculó la oficina del el asambleísta demócrata de San Francisco David Chiu, la nueva medida se va a aplicar a cerca de 8 millones de los aproximadamente 17 millones de arrendatarios del estado dorado.

La ley igualmente prohíbe que los arrendadores den por terminado el contrato de alquiler solamente con una comunicación dentro de un plazo de 60 días, como actualmente lo permite la ley estatal.

Al comenzar a regir la AB1482, los dueños deberán argumentar falta de pago o daño a la vivienda para echar a los inquilinos que lleven al menos un año viviendo en la propiedad.

En una reunión de dueños de apartamentos en Pasadena, celebrada este lunes, Dennis Block, un prominente abogado de los arrendadores, señaló que la nueva ley posiblemente hará que muchos dueños de viviendas tomen alguna acción contra arrendatarios que pagan muy poco antes de que la medida entre en vigor.

Así, los arrendadores pueden solicitar el desalojo a aquellos inquilinos que pagan precios muy bajos o son “problemáticos” con un plazo anterior al 1 de enero del año próximo, dijo Block.

California es el tercer estado del país en aprobar una ley de protecciones significativas a los inquilinos este año.

Oregón aprobó un aumento máximo en los arrendamientos de 7 % al año más la inflación, mientras los legisladores de Nueva York incrementaron las protecciones en la ciudad de los rascacielos y permitieron a otras comunidades del estado implementar políticas similares.