Madrid refuerza la seguridad en Tetuán y Vallecas con antidisturbios y cámaras

"Madrid es una de las ciudades más seguras del mundo, pero hay barrios con problemas", subraya el Ayuntamiento

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid ha aprobado la licitación para instalar cámaras de videovigilancia en los distritos de Tetuán y Vallecas, una medida que no se descarta pueda ser ampliada a otros barrios de la capital, como Lavapiés, según la delegada del área de Seguridad y Emergencias, Inmaculada Sanz, en la comisión del ramo. En ese sentido, esos dos barrios contarán con antidisturbios municipales de forma constante, según informa ‘El Mundo’. 

Se trata esta de una actuación encuadrada en una batería de medidas con las que Sanz pretende enmendar el área, pues “las cosas no han ido bien en los últimos cuatro años”. Así, indicó que se destinarán 100 agentes en prácticas de la Policía Municipal al Centro de la capital con patrullas a pie las 24 horas del día. Habrá además planes de choque en otros barrios.

Asimismo, quiere reforzar la colaboración con Policía Nacional, así como alumbrar nuevos protocolos de actuación, fortaleciendo la Policía Judicial de Madrid. Asismimo hizo mención Sanz a la necesidad de “mejorar protocolos de actuación con violencia de género”.

“Vamos a cambiar muchas cosas, facilitar el trabajo. Hemos empezado a reunirnos con vecinos que más inseguridad sufren, y hemos comenzado una ronda de encuentros y visitas sobre los problemas más acuciantes de la capital”, explicó la delegada del área, quien precisó que “Madrid es una de las ciudades más seguras del mundo, pero hay barrios con problemas”.

Inmaculada Sanz lamentó que “uno de los problemas más graves en el anterior mandato fue la conflictividad laboral” y planteó la posibilidad de elaborar un plan para agilizar los procesos selectivos, “aprovechando acuerdos con el Estado para cumplir acuerdos, convocando plazas de auxiliares administrativos”.

También manifestó la necesidad de llevar a cabo un nuevo organigrama para el Cuerpo, con “criterio claros y objetivos donde todos sepan a qué atenerse”. Otro de los puntos clave será la lucha contra las mafias de la okupación y de la venta ambulante ilegal, para lo que acometerá un nuevo plan de choque.