El Gobierno traslada a Podemos la responsabilidad de desbloquear la investidura de Sánchez

 El Gobierno espera que Unidas Podemos haga algún movimiento para acercar posiciones y desbloquear la investidura en la reunión que el próximo martes tendrán el líder de esa formación, Pablo Iglesias, y el jefe del Ejecutivo en funciones, Pedro Sánchez.

En la rueda de prensa tras el Consejo de ministros, Celaá ha insistido además en la idea expresada este jueves por Sánchez en el sentido de que su objetivo pasa por formar un Gobierno progresista que no dependa de los independentistas.

“No podemos jugar con una mayoría insuficiente que además dependa de fuerzas independentistas”, ha dicho.

Al ser preguntada por la posibilidad de que ERC se abstenga en la votación de investidura, la ministra ha manifestado que “nadie ha dicho” que una abstención suponga depender de esa formación.

Esas fuerzas políticas, ha dicho en alusión a los independentistas, “gestionan, administran sus votos como mejor les parece para sus objetivos”.

Con respecto a Unidas Podemos, Sánchez “va a hacer todo el esfuerzo imaginable por conseguir un acuerdo”.

El martes, ha añadido, el presidente “trabajará como debe” y “como sabe” para poder acercar posiciones con Unidas Podemos, formación que defiende entrar en un Gobierno de coalición y a la que el presidente ha ofrecido participar en un Ejecutivo de cooperación.

Sobre la reciente propuesta del líder de Podemos Pablo Iglesias en el sentido de ir a un primer debate de investidura con un pacto de coalición para comprobar si tiene la aprobación del Congreso, la ministra ha dicho que no representa ningún movimiento por parte de la formación morada.

“Hasta ahora no sabemos que Unidas Podemos haya hecho movimiento alguno para poder acercarse, vamos a ver si es posible que también haga su parte”, ha dicho.

La oferta de Sánchez es de cooperación, según la ministra, que ha incidido en que “no es irrelevante” porque tiene contenido, tanto político como social.

Celaá ha subrayado que, aunque existen muchos “puntos de contacto” con Unidas Podemos en política social, “no tenemos el mismo modelo de país” y, por lo tanto, existen claras discrepancias en cuestiones como la crisis de Cataluña.

El objetivo del Gobierno pasa por conseguir un acuerdo en este mes de julio porque, ha añadido, “no queremos otras elecciones a pesar de los buenos sondeos”.

Con relación al PP y Ciudadanos, la ministra ha dicho que el Gobierno no ha perdido la esperanza de que cumplan con su parte de responsabilidad y, “con sentido de Estado, posibiliten la investidura”.

Sánchez trasladará este mensaje al líder popular en la reunión que ambos tienen previsto celebrar el próximo martes.

En el caso de Ciudadanos, la ministra ha dicho que el presidente “habría deseado y mucho” reunirse con su máximo responsable Albert Rivera, quien ha declinado la invitación de Sánchez.